La salida es diplomática

Frente a los constantes roces entre Colombia y el Ecuador, congresistas opositores y gobiernistas coincidieron en que el Jefe de Estado debe enfatizar más en la política diplomática y buscar un encuentro con el presidente ecuatoriano, Rafael Correa.

Dirigentes liberales, del Polo Democrático y conservadores expresaron que las polémicas con Ecuador se deben a que el Gobierno ha dejado en segundo plano los canales diplomáticos. El Espectador consultó a los precandidatos presidenciales y todos expresaron que en estos momentos hay que rodear a Santos.

Para el ex ministro de Defensa y ahora precandidato presidencial por el liberalismo, Rafael Pardo, lo prioritario sería el restablecimiento de la diplomacia entre Ecuador y Colombia. “Al Gobierno le ha faltado voluntad para mejorar las relaciones con Ecuador”. El también candidato a la Presidencia, el ex embajador de Colombia en el Reino Unido Alfonso López Caballero manifestó de manera enfática que hay que cerrar filas en torno al interés nacional.

Por los lados del Polo Democrático Alternativo, el hoy aspirante a la Presidencia, Carlos Gaviria, subrayó que el problema es que las relaciones exteriores siempre han estado mal manejadas y consideró: “Creo que ha habido demasiada hostilidad entre los dos países y nació justamente en la operación en la que Reyes fue dado de baja y eso constituyó una violación. También lo de las fumigaciones”.

El Partido Conservador, a través de un comunicado, rechazó la orden de captura contra Santos, que la Interpol ya había negado desde el sábado.

El ex ministro Carlos Holguín Sardi anotó que hay que exigir el respeto del derecho internacional y a la soberanía de Colombia y haciendo causa común con la comunidad internacional, como ejemplo dijo que en días recientes el Tribunal Supremo Español declaró que era una necesidad social la lucha contra el terrorismo y aun la de suprimir el partido político que respalda a Eta. En conclusión, todos los sectores políticos piden seguir rodeando  al Gobierno, independientemente de las discrepancias ideológicas y reclaman mayor trabajo en las relaciones internacionales con los demás países. Incluso se ha pensado en convocar esta semana al Legislativo para buscar salidas a este conflicto con Ecuador.