Publicidad
28 Oct 2008 - 10:00 p. m.

Las ‘perlas’ de los casos Sale y Reyes

Por considerar que varias investigaciones que cursan en la Comisión de Acusación de la Cámara de Representantes se refieren a hechos o sucesos conexos, la mesa directiva de la corporación unificó seis procesos bajo un mismo número de radicación dentro de las pesquisas que adelanta por la relación de algunos magistrados con el narcotraficante italiano Giorgio Sale, y el controvertido empresario Ascencio Reyes.

Redacción Judicial

Por considerar que varias investigaciones que actualmente cursan en la Comisión de Acusación de la Cámara de Representantes se refieren a los mismos hechos o a sucesos conexos, donde los denunciados son magistrados de la Corte Suprema de Justicia, la mesa directiva de la corporación, a través de reciente resolución conocida por El Espectador, decidió unificar seis procesos bajo un mismo número de radicación dentro de las pesquisas que adelanta por la relación de algunos magistrados con el detenido narcotraficante italiano Giorgio Sale, y el controvertido empresario Ascencio Reyes.

Los escándalos suscitados por las visitas, encuentros, agasajos y regalos que Sale y Reyes les hicieron a varios magistrados de la Corte Suprema de Justicia derivaron en denuncias penales ante la Comisión de Acusación, una de las cuales fue instaurada por el alto comisionado de Paz, Luis Carlos Restrepo. De hecho, por el caso Giorgio Sale ya fueron llamados a rendir indagatoria los ex presidentes de la Corte Yesid Ramírez y Carlos Isaac Náder. Ambos han reconocido que conocieron a Sale como un exitoso empresario y que desconocían sus pasos criminales.

No obstante, recientemente el extraditado jefe paramilitar Salvatore Mancuso afirmó que Sale no sólo era su socio, sino un miembro activo de las autodefensas. Y fue Sale quien en un encuentro, según ha admitido el magistrado Ramírez, le regaló un reloj. “Pero no es un artículo ni mucho menos valioso como se hizo creer. Era usado y me lo entregó delante de todos los presentes en un gesto tan espontáneo e inesperado que no me dio oportunidad de rechazarlo ni me generó motivo de recelo o de malicia, en especial por lo público del gesto”, explicó Ramírez en su momento.

La Comisión de Acusación resolvió unificar bajó el radicado 2219 los expedientes 2430, 2426, 2434, 2423 y 2461 en donde aparecen señalamientos contra miembros de la Corte por sus nexos con Giorgio Sale y Ascencio Reyes, este último una especie de relacionista público cercano a varios magistrados, oriundo del Huila, que terminó asociado con un narco extraditado en la compra de una finca. Para asumir la acumulación de los procesos se designó a un triunvirato conformado por los representantes a la Cámara Carlos Ramiro Chavarro, Jorge Homero Giraldo y René Rodrigo Garzón Martínez.

Más allá de las razones y consecuencias de esta decisión, la Comisión ha venido avanzando en el caso de los magistrados Ramírez Bastidas e Isaac Náder, en el que existe una curiosa particularidad de fechas. El 19 de junio de este año la Comisión le solicitó a la Corte que certificara el número de visitas y registros de éstas que durante los años 2005 y 2006 hizo a los despachos de magistrados Carlos Isaac Náder y Yesid Ramírez el narcotraficante Giorgio Sale. En esos dos años ambos fueron presidentes de la Corte Suprema.

El 7 de julio el jefe de seguridad del Palacio de Justicia, mayor (r) Manuel Enrique Riaño, contestó que “verificado el archivo histórico de visitas, no figura ningún registro por parte de Giorgio Sale a los despachos de los señores magistrados”. Sin embargo, ante un nuevo requerimiento de la Comisión de Acusación, el 30 de septiembre pasado el mayor (r) Riaño certificó solamente las entradas y salidas de personas a la Presidencia de la Corte en los años 2007 y 2008.

Según explicó, porque el resto de períodos solicitados —es decir los años 2005 y 2006, cuando los magistrados Bastidas e Isaac eran presidentes de la corporación— no se encontraban en los archivos “por cuanto el sistema efectúa un backup automático en la medida en que acumula altísimo volumen de información y va borrando los datos antiguos”. Y añadió que el sistema ha venido presentado problemas técnicos. La pregunta que se hacen en la Comisión es por qué en una primera respuesta se afirma categóricamente que no se registran visitas a los magistrados y después se aclara que sólo existen registros de los últimos dos años, precisamente cuando Bastidas e Isaac ya habían dejado la presidencia de la Corte.

Síguenos en Google Noticias