Steven Pinker habla sobre razón, ciencia, humanismo y progreso

hace 1 hora

Gaviria comparó ‘chuzadas’ con época de Vladimiro Montesinos en Perú

El ex presidente pidió acciones más enérgicas para que se conozcan los responsables de las interceptaciones telefónicas.

El escándalo de las ‘chuzadas' telefónicas siguió creciendo ‘como espuma', ahora por cuenta de las reacciones que entre los investigados sin orden judicial, se están dando.

Uno de ellos, el ex presidente de la República, César Gaviria Trujillo, dijo que cuando él fue Secretario General de la OEA pudo apreciar de "primera mano" lo que sucede cuando la inteligencia de un Estado cae en manos criminales.

"Cuando personas distintas del Presidente o de su Ministro de Defensa dan órdenes para convertir la seguridad del Estado en policía política, o para encontrar maneras de hacer chantajes a personas que cumplen funciones públicas. Todo ello termina por convertirse en poderosas organizaciones criminales", aseguró Gaviria.

Y fue mucho más allá, calificó duramente esto, tras advertir que un caso muy similar se dio en Perú.

"El caso de Perú fue verdaderamente dramático y llegó a ser el más terrible aparato de corrupción que se conozca en la historia de las Américas. Inclusive, está documentado cómo esa corrupción fue determinante para la entrega de miles de armas a las Farc. Entonces fue necesaria una poderosa movilización internacional para corregir ese problema y conseguir el restablecimiento de las instituciones democráticas gravemente quebrantadas. Todo aquello se justificó, por muchos años, como parte de la estrategia de la lucha contra el terrorismo", continuó.

Finalmente, Gaviria pidió medidas más severas en este sentido y dijo que el problema no se soluciona sólo sacando algunos funcionarios.

"Este problema que hoy acecha a nuestra democracia no se resuelve aceptando renuncias, pidiendo tímidamente investigaciones o creando comisiones para ver qué hacer con el DAS. Esto requiere de acciones más enérgicas. Ya en una ocasión, por simple filtración de alguna información de grabaciones de paramilitares en las cárceles, se llamó a calificar servicios a una decena de generales de la policía. Las denuncias de hoy son muchísimo más graves. Ahora se tienen que llevar las investigaciones hasta que se sancione a todos los delincuentes", dijo Gaviria.

"Se trata de saber quién daba las órdenes y quién era el beneficiario o destinatario de tales grabaciones, además del ELN y de los narcotraficantes. Ustedes deben trabajar para que los colombianos podamos preservar muchos de los muy positivos elementos de la política de seguridad del presidente Uribe Vélez, y para que ella no termine por confundirse con estos desvíos de poder que yo estoy seguro el Presidente rechaza, así no actúe con la diligencia que este caso demanda", puntualizó.

El pronunciamiento de Gaviria se registró a través de una carta enviada al Fiscal y Procurador, en referencia a lo que se debe investigar por las ‘chuzadas' del DAS.

Texto completo de la carta

Doctores
Mario Iguarán Arana
Fiscal General de la Nación
Alejandro Ordóñez Maldonado
Procurador General de la Nación

Estimados señores:

La última revista Semana y otros medios escritos como El Tiempo y El Espectador traen informaciones sobre delitos que de manera sistemática y masiva se vienen cometiendo en el DAS. Llevamos ya varios años con denuncias gravísimas sobre esos delitos cometidos desde la dirección de esa entidad o por funcionarios de esa institución sin aparente conocimiento de sus superiores. En esta ocasión se trata de seguimientos y grabaciones a magistrados, periodistas, dirigentes de oposición, amigos y adversarios del gobierno, altos funcionarios de la presidencia, altos oficiales de la policía, así como de trabajos para el ELN y para algunos de los criminales más buscados por paramilitarismo y narcotráfico. La evidente falta de control por parte del Presidente y del gobierno sobre esa institución, muy a pesar de las graves denuncias, es impresionante e injustificada.

Como Secretario General de la OEA pude apreciar de primera mano lo que sucede cuando la inteligencia de un Estado cae en manos criminales; cuando personas distintas del Presidente o de su Ministro de Defensa dan órdenes para convertir la seguridad del Estado en policía política, o para encontrar maneras de hacer chantajes a personas que cumplen funciones públicas. Todo ello termina por convertirse en poderosas organizaciones criminales.

El caso de Perú fue verdaderamente dramático y llegó a ser el más terrible aparato de corrupción que se conozca en la historia de las Américas. Inclusive, está documentado cómo esa corrupción fue determinante para la entrega de miles de armas a las FARC. Entonces fue necesaria una poderosa movilización internacional para corregir ese problema y conseguir el restablecimiento de las instituciones democráticas gravemente quebrantadas. Todo aquello se justificó, por muchos años, como parte de la estrategia de la lucha contra el terrorismo.

Espero que en Colombia no tengamos que llegar a esa situación porque sería gravísimo para la preservación de nuestro estado de derecho y para la vigencia del orden constitucional.

Este problema que hoy acecha a nuestra democracia no se resuelve aceptando renuncias, pidiendo tímidamente investigaciones o creando comisiones para ver qué hacer con el DAS. Esto requiere de acciones más enérgicas. Ya en una ocasión, por simple filtración de alguna información de grabaciones de paramilitares en las cárceles, se llamó a calificar servicios a una decena de generales de la policía. Las denuncias de hoy son muchísimo más graves. Ahora se tienen que llevar las investigaciones hasta que se sancione a todos los delincuentes. Se trata de saber quién daba las órdenes y quién era el beneficiario o destinatario de tales grabaciones, además del ELN y de los narcotraficantes. Ustedes deben trabajar para que los colombianos podamos preservar muchos de los muy positivos elementos de la política de seguridad del presidente Uribe Vélez, y para que ella no termine por confundirse con estos desvíos de poder que yo estoy seguro el Presidente rechaza, así no actúe con la diligencia que este caso demanda.

Tengo la certeza de que ustedes actuarán con firmeza y contundencia. Estaremos siempre atentos al cumplimiento de sus actuaciones dentro de la órbita de sus competencias, y ejerceremos el control político desde el Congreso de la República alrededor de estas delicadas situaciones que amenazan nuestras instituciones democráticas.

120680

2009-02-23T13:58:00-05:00

article

2009-02-23T15:02:05-05:00

none

Redacción Política de Elespectador.com

Política

Gaviria comparó ‘chuzadas’ con época de Vladimiro Montesinos en Perú

75

6614

6689

Temas relacionados