Vargas Lleras aseguró que no se hubiera sentido cómodo enfrentando al presidente