El embarazo: en la semana 18 querrás comer como un elefante

Después de despedirte de las náuseas y con el bebé moviéndose como loco, andarás hambrienta. ¡Disfruta todo lo que no pudiste consumir en el primer trimestre!

Getty

El bebé está en días de hiperactividad. Patea, da vueltas, hace karate, baila. Tanta actividad, sumada al proceso de desarrollo, hará que ese terremoto dentro de tu útero necesite toda la alimentación que puedas darle. En esa medida, por supuesto, tú querrás devorar lo que te encuentres en el camino.

Estamos acostumbradas a cuidar la figura, a no comer de más, a evitar saciar los antojos entre comidas, pero esta etapa de la vida es diferente. Claro que tendrás que evitar los excesos, pero tanto tú como el bebé necesitan satisfacer el hambre para tener la energía suficiente para llegar sanos y salvos al noveno mes de embarazo. ¡Así que aprovecha! Come. Date gustos. Trata de buscar, eso sí, complementar el bocadillo con queso que sueñas para el postre con frutas, ensaladas, proteínas… No solo le harán bien a tu hijo, sino a ti: te sentirás más cómoda, más saludable, más ligera.

En estos días también es probable que tangas la tensión baja. Por lo tanto, trata de no ponerte de pie demasiado rápido, para que no te sientas mareada. Es muy frecuente que esto ocurra durante el embarazo, porque tu sistema circulatorio se expande para darle espacio al increíble aumento de sangre en tu cuerpo. Mientras estos síntomas desaparecen, tómalo con calma, camina despacio, olvídate del afán.

 

El bebé

El karateca en tu barriga anda feliz jugando en medio de la placenta. Aunque es posible que aún no lo sientas, el día seguro se acerca. Ese momento es muy emocionante y, al principio, querrás que patee todo el día. Más adelante, cuando esté más grande, lo hará con tanta insistencia que le pedirás que descanse para que te puedas concentrar en las tareas cotidianas. Por lo tanto, aprovecha la calma por ahora.

Los rasgos faciales del bebé cada día son más nítidos y ya puede bostezar, pasar saliva y tener hipo. Empieza a formarse una capa de mielina sobre sus nervios, una sustancia que protege y facilita la comunicación del cerebro con el resto del sistema nervioso. Es clave para el desarrollo cerebral y la mejor manera de darle un apoyo es consumiendo grasas buenas, como omega 3 o aguacate.

 

Te puede interesar

El embarazo: en la semana 13 empieza lo mejor y aumenta el deseo sexual

El embarazo: en la semana 14 tu barriga se convierte en un imán

El embarazo: en la semana 15 llega la hora de comprar ropa de maternidad

El embarazo: en la semana 16 podrías sentir al bebé

El embarazo: en la semana 17 empezarás a tener sueños raros

 

Fuentes

Ovia Health

P Kristiansson, JX Wang. "Reproductive hormones and blood pressure during pregnancy". Human Reproduction. Web. 2001.

F Witter, J Dipietro, K Costigan, P Nelson. "The relationship between hiccups and heart rate in the fetus". Journal of Maternal-Fetal & Neonatal Medicine.

WE Grever, FC Chiu, M Tricoche, WK Rashbaum, KM Weidenheim, WD Lyman. "Quantification of myelin basic protein in the human fetal spinal cord during the midtrimester of gestation" Journal of Comparative Neurology.

"Nutrition During Pregnancy: FAQ001." ACOG. American College of Obstetricians and Gynecologists, 4/15/2015. Web.

"Fetal Growth Chart." BabyYourBaby. Utah Department of Health, n.d. Web.