Con alerta de bomba, estudiantes peruanos intentaron hacerle el quite a un examen

Fueron tres los alumnos, entre los 12 y 15 años, que planearon la broma. El supuesto artefacto explosivo lo hicieron con cartón, cinta adhesiva y cables.

/ Foto: Pixabay

Esta mañana en el parque ubicado frente al colegio Santa Rita, en la provincia de Morropón en Piura, Perú, se encontró, atado a un poste, lo que parecía un artefacto explosivo que generó pánico en la ciudad. Pero, poco después de que se anunciara el cese de las clases y cuando los padres asustados recogían a sus hijos, se supo que la bomba no era una bomba. Era una broma de estudiantes de la institución para evitar presentar un examen trimestral.

Según informaron las autoridades a medios peruanos, la broma que se salió de control fue orquestada por tres adolescentes entre los 12 y 15 años quienes, con cartón, cinta adhesiva y cables, emularon lo que parecía dinamita. Pero fue tan convincente que la Policía desplegó un operativo para desarmar el artefacto.

Mientras las autoridades acudían al lugar, los padres y acudientes de los estudiantes, que salían del colegio impactados y hasta llorando, también lo hacían para recogerlos y dejar atrás la supuesta amenaza de bomba. Pero el temor pronto se volvió indignación cuando se supo que no era más que un plan de tres alumnos para no presentar una evaluación para la que no se prepararon.

El comisario de Morropón, mayor Luis Bendezú, dijo al medio peruano, Peru21, que “el menor de 15 años, quien es sindicado como el autor de armar este artefacto, refiere que lo hizo para bromear con sus compañeros del colegio Santa Rita”.

Pero, independiente de la motivación, la broma dejó como resultado 800 estudiantes evacuados, pánico e indignación en Morropón y la advertencia de las autoridades a que, antes de hacer este tipo de hechos, se piense en las consecuencias que podrían generar.

Temas relacionados