Juez niega permiso a niña de 13 años que quiere dar la vuelta al mundo sola

Los padres está de acuerdo con el viaje que la pequeña quiere hacer en barco.

Laura Dekker, una niña holandesa de 13 años que quiere dar la vuelta al mundo en barco en solitario, no fue autorizada por la justicia de su país.

Así lo determinó el Tribunal de Menores de Utrecht, que además,  suspendió temporalmente la custodia de los padres, también avezados marinos aficionados, que ya habían autorizado a la menor.

Entretanto, el bienestar de Laura estará en manos de los servicios sociales, que elaborarán su propio estudio psicológico sobre la menor.

"La pequeña no acudió ayer a la sala de vistas, se fue a navegar, pero ha dicho que no piensa claudicar. Las cosas se han sacado de quicio. Ella quiero entrar en el Libro Guiness de Récords como la navegante más joven. La secundaria puede seguirla a bordo con ayuda de Internet", aseguró el abogado de la menor en un uinforme publicado por El País de España.

Los estudios han sido, precisamente, el factor desencadenante de una historia que tal vez hubiera pasado desapercibida hasta su regreso. Y es que cuando Dick Dekker, el padre de Laura, quiso sacarla del colegio durante los dos años de travesía, el Consejo para la Protección del Menor se puso en alerta.

"Está en una época en la que los adolescentes necesitan desarrollar una personalidad estable. Para ello precisan el contacto de gente de su edad, y de adultos que les protejan y aconsejen. Un barco en medio del océano no es el mejor lugar para lograrlo", advirtió Protección de Menores en la misma publicación.

Temas relacionados