Artista ruso que clavó sus genitales en la Plaza Roja de Moscú fue liberado

El hombre explicó que su acto tenía como objetivo protestar contra "el Estado policial".

Un artista ruso detenido el domingo después de haber clavado sus órganos genitales entre los adoquines de la Plaza Roja de Moscú fue liberado el lunes después de que un tribunal moscovita rechazara el informe de la policía.

"El tribunal reenvió el caso a la comisaría de policía", indicó la portavoz del tribunal Tverskoï, Ekaterina Kotova, citada por la agencia Itar-Tass. "El informe de la policía no precisaba de qué forma las acciones de Piotr Pavlenski eran ilegales", indicó.

El artista pasó la noche del domingo en la comisaría después de haber sido llevado al hospital.

El hombre, que corre el riesgo de ser condenado a 15 días de prisión, fue llevado el lunes al tribunal, antes de ser liberado.

Según su abogado Dinar Idrisov, la juez reconoció así que Pavlenski fue "detenido sin fundamento".

El artista explicó el lunes a la televisión de oposición Dojd que su acto tenía como objetivo protestar contra "el Estado policial". Rusia celebraba el domingo el "Día de la policía".

El domingo, después de haberse desnudado completamente bajo una fina lluvia, Piotr Pavlenski fijó un clavo a través del escroto, la piel que envuelve los testículos, ante la atónita mirada de los viandantes de esta gran plaza, muy turística, según imágenes difundidas por internet.

El joven, de 29 años, permaneció sentado con la mirada fija en el suelo hasta que llegaron unos policías que lo cubrieron con una manta y lo alejaron de la mirada de los curiosos.

Esta no es la primera acción extrema de Pavlenski. En 2012 se cosió los labios en señal de apoyo al grupo contestatario Pussy Riot, del que dos integrantes purgan una pena de dos años de prisión por haber cantado una "oración punk" contra le presidente ruso, Vladimir Putin, en la catedral de Moscú.