Detenidos y expresidiarios le servirán el café a jueces en Turín

El bar del Palacio de Justicia de Turín, Italia, reabrirá en los próximos meses con el objetivo de ayudar a la reinserción de los prisioneros al finalizar la pena.

Foto de referencia. AFP

El bar del Palacio de Justicia de Turín, Italia, que estuvo un tiempo cerrado, reabrirá en los próximo meses con un perfil muy innovador: serán los detenidos o expresos en reinserción quienes servirán los cafés, anunció la comuna.

En la inmensa estructura que alberga a todas las instancias judiciales de la capital piamontesa, desde la fiscalía al tribunal de apelaciones, el snack-bar, que brinda servicio a los 900 empleados y centenares de magistrados, abogados y público que asiste cotidianamente a las audiencias, cerró hace varios meses a causa de problemas de gestión.

Pero, la comuna de Turín, propietaria del local, firmó un protocolo proponiendo una concesión por seis años a un organismo que se ocupa de la reinserción de los detenidos.

Tras el llamado a ofertas, el bar debería reabrir en algunos meses, aseguró a la AFP Michele Chicco, portavoz de la comuna.

"Esto se integra en el marco de los esfuerzos de humanización de la detención, puesto que tener un trabajo durante la jornada, estar en contacto con la clientela, ayuda a la reinserción al finalizar la pena", explicó, sin pronunciarse sobre la eventualidad de que un preso tenga que servirle un sándwich al juez que lo condenó.

Este esfuerzo se orientará hacia otros aspectos, en tanto 60 m2 del vasto local estarán reservados a proyectos culturales y exposiciones sobre los derechos de los detenidos y la humanización de las penas.

Temas relacionados