El último viaje de Bella, una perra diagnosticada con cáncer

Robert Kugler, un exmarine de las fuerzas armadas de Estados Unidos, prefirió no seguir la recomendación de los veterinarios que sugirieron sacrificar a su perra y en cambio emprendió un viaje de despedida.

/ Instagram: robkugler

La perra es una labradora chocolate que se llama Bella. Los primeros meses de 2015 empezó a sufrir una enfermedad que luego le sería diagnosticada como cáncer en los huesos. El padecimiento obligó a que los veterinarios le amputaran su pata delantera izquierda, sin embargo, el tumor hizo metástasis y llegó hasta sus pulmones.

La expectativa de vida que le dieron los veterinarios a Bella fue de tres a seis meses. Kugler se negó a sacrificarla y en cambio decidió hacer un viaje para recorrer la costa oeste de los Estados Unidos junto a su perra.

“Esta es una de las conexiones más grandes que he tenido con otro ser vivo. No me importa que sea un perro”, dijo el exmarine. 14 meses después del desafortunado pronóstico de los veterinarios, Bella sigue viva y viajando con su dueño.

Krugler siente un amor especial por su perra porque asegura que fue ella quien lo ayudó a sobrellevar el difícil momento que pasó cuando su hermano murió combatiendo en Irak y luego fue su mayor compañía tras la muerte de su hermana dos años atrás.

“Cuando ves vidas terminar poco antes de que la gente logre hacer lo que siempre ha soñado te cambia la perspectiva” aseguró Krugler. Por eso en vez de sacrificar a Bella, salió a disfrutar los últimos días que les quedan juntos.

Temas relacionados