La generosísima propina de Shakira y Piqué por su comida en Ibiza

La pareja estuvo una semana de vacaciones y contrató a un chef que los deleitó con sus platos. Al despedirse, al cocinero le fueron retribuidos sus servicios más 20.000 euros de bonificación.

Referencia / Archivo EFE.

Dar una propina es uno de los actos más inconstantes. A veces es merecida y otras no. A veces es obligatoria, a veces voluntaria. Unas veces es generosa y otras mezquina. La familia Piqué Mebarak, compuesta por Gerard, Shakira, Milan y Sasha, parece haber destrozado todos los registros de una propina, al otorgarle una más que generosa gratificación a un chef que los complació durante su estadía en Ibiza, España.

Durante una semana, la isla fue escenario de unas vacaciones del futbolista español del Barcelona FC, la estelar cantante colombiana y sus dos hijos. Para su alimentación durante esos días, la familia contrató los servicios de un chef argentino que los deleitó con exclusivos platos. Pero el chef no fue solo un empleado durante esos días. El cocinero compartió varios momentos con los Pique Mebarak, y terminó forjándose una amistad entre todos. Tal fue la confianza y buen ambiente que existió durante las vacaciones, que cuando se despidieron para volver a casa la familia sorprendió al chef con la friolera de 20.000 euros (más de 64 millones de pesos) de propina, aparte del pago por los platos y atención que les brindó.

Cuando el cocinero se despidió de Piqué y Shakira, el futbolista lo abrazó, le agradeció por su servicio y sacó un fajo de billetes de un bolsillo. Aunque el chef no contó el dinero en ese momento, el peso del puñado de euros lo emocionó. Pero las sensaciones del empleado se duplicaron cuando el defensor central del Barcelona sacó otro montón de billetes del otro bolsillo y se lo entregó. En total, cada fajo estaba compuesto por 10.000 euros.

La historia fue revelada en exclusiva en Argentina. El locutor Cayetano, moderador del programa de radio ‘Perros en la calle’ de la estación Metro, es amigo íntimo del incógnito chef que atendió a la célebre familia. “Tengo un amigo que vive en Ibiza y que fue contratado por Shakira y por Piqué para ser chef durante una semana. La pareja quedó encantada de cómo cocinaba, cómo les hacía el desayuno y pegaron muy buena onda. Al terminar, Shakira y Piqué le dijeron que estaban felices, que les encantó la comida y le dieron una propina de...”, dijo Cayetano antes de poner a adivinar a sus compañeros de mesa de cuánto había sido la propina.

“500 euros”, dijo uno. “1000 euros”, intentó adivinar otro. “2000 euros”, gritó otro compañero creyendo que exageraba y le iban a decir que menos. “Mi amigo dice que le dio un abrazo y le dijo: ‘ten, disfruta y cómprate algo’ y entonces se metió la mano en el bolsillo y sacó 10.000 euros. Mi amigo no se lo podía creer y no contó el dinero ni nada. Pero entonces Piqué metió la mano en su bolsillo izquierdo y le dio otros 10.000”, dio a conocer el locutor, haciendo caer en cuenta de lo ridículas que fueron las cifras que lanzaron sus compañeros de mesa.

La generosidad de la pareja fue su último capricho antes de retomar actividades. Tras los dispendiosos días de descanso que se dieron Shakira y Piqué en Ibiza, la pareja regresó a su hogar para ponerse al tanto de su vida profesional. El defensa central del actual campeón de España se puso de nuevo a las órdenes del entrenador blaugrana, antes del debut del equipo en la Liga BBVA. La artista colombiana, por su parte, de nuevo se puso al frente de sus nuevos proyectos musicales.