Documental: "Lo que no les quitaron a los Torres"

hace 14 horas

Historias que rompen tabúes en el día mundial del síndrome de Down

Muchos han sido ejemplos de superación. El estadounidense Emmanuel Bishop, por ejemplo, domina cuatro idiomas y dirige orquestas sinfónicas por todo el mundo.

Madeline Stuart, la primera diseñadora de moda con síndrome de Down en la Fashion Week de Nueva York . /AFP

Este martes 21 de marzo se celebra el día mundial del Síndrome de Down bajo el lema “un día para celebrar y 365 deseos por cumplir”. Por eso, en el marco de esta conmemoración, las historias de personas que con esta condición han roto mitos son protagonistas. (Lea:Serie "Mi vida con síndrome de Down" estrena segunda temporada)

A pesar de que el síndrome de down es causado por alteraciones genéticas y quienes lo padecen necesitan más apoyos y otros tiempos para realizar actividades cotidianas, muchos han sido ejemplos de superación. El estadounidense Emmanuel Joseph Bishop, por ejemplo, con síndrome de down domina cuatro idiomas (inglés, español, francés y latín), toca el violín y dirige orquestas sinfónicas por todo el mundo. Aprendió a leer cuando tenía 24 meses y a los tres años leía tarjetas en francés en un colegio de Illinois, en Estados Unidos.

La mexicana María Bárbara Wetzel Aguilar, quien también tiene la misma condición que Bishop, es una gimnasta de 11 años de edad que en 2015 se llevó el oro en el Campeonato Mundial de Gimnasia Artística Femenil en la categoría junior de la Organización Internacional de Atletas de Gimnasia con Síndrome de Sown (DSIGO), superando a países como Rusia e Italia.

También vale la pena recordar a Madeline Stuart a comienzos de febrero de 2017, una australiana que presentó su primera colección de ropa deportiva en la última edición de la Semana de la Moda de Nueva York (EE.UU.). La diseñadora se convirtió, a sus 18 años de edad, en la primera modelo profesional con Síndrome de Down en participar en un evento como este. (Lea: La diseñadora de moda con síndrome de Down en la Fashion Week de Nueva York)

Pablo Pineda, por su parte, cumplió en la década de los 90 su mayor sueño: tener un título universitario. Fue el primer europeo con síndrome de Down graduarse de Pedagogía y hoy, a sus 42 años de edad, ha publicado dos libros, dicta charlas que sensibilizan a empresas que contratan personas con discapacidad, y en 2009 ganó el premio a mejor actor en el Festival Internacional de Cine de San Sebastián (España), tras protagonizar la película "Yo, también".

685585

2017-03-21T11:04:27-05:00

article

2017-03-21T11:19:08-05:00

none

Redacción actualidad

Actualidad

Historias que rompen tabúes en el día mundial del síndrome de Down

69

3356

3425