¿Se imagina que esté de compras y llegue Metallica a rockear al supermercado?

Así ocurrió en un supermercado de Hollywood, que fue sorpresivamente visitado por los miembros de la icónica banda. Junto a empleados y clientes cantaron "Enter Sandman", haciendo de su jornada de compras una anécdota inolvidable.

Captura de pantalla del video divulgado por TMZ.

Pocas veces una tarde en un supermercado es tan divertida como la que tuvieron los compradores de un Gelson's Market en Hollywood. Los clientes que se paseaban entre góndolas y vitrinas fueron sorprendidos con la grata visita de James Hetfield, Lars Ulrich, Kirk Hammett y Robert Trujillo: nada más y nada menos que los integrantes de Metallica, quienes también se encontraban haciendo sus compras en ese supermercado del estelar distrito de EE. UU.

Cuando los miembros de la legendaria banda pasaban por el pasillo de los productos cárnicos, en los amplificadores del local empezó a sonar "Enter Sandman", un clásico de la agrupación. De inmediato, los afortunados compradores que se encontraban en el lugar se acercaron a una vitrina en la que uno de los tenderos cantaba a todo pulmón junto a sus ídolos. Poco a poco, la zona empezó a congregar más y más incrédulos que estaban estupefactos por la presencia de una de las bandas más idolatradas en el rock.

Los clientes empezaron a cantar, a tomar videos, a aplaudir y a intentar tomarse una fotografía con los miembros de Metallica. Pero, definitivamente, el “show” estuvo a cargo de ese empleado que se encontraba visiblemente emocionado, y que no dudó en rockear con todas sus fuerzas sin siquiera salirse de su zona de trabajo. La enérgica actitud del vendedor de carne fue celebrada por los cuatro rockeros, que con sus pulgares en alto le dieron las gracias al dependiente por esos segundos de éxtasis y admiración por su música.

El video del curioso hecho fue difundido este viernes por el portal de entretenimiento TMZ, aunque los hechos ocurrieron el jueves y fueron documentados también por los pocos afortunados que se encontraban a esa misma hora en el supermercado.