El 'escéptico climático' se retracta

El reconocido físico Richard Muller ahora sí cree que la humanidad es la responsable del calentamiento de la Tierra.

Richard Muller, profesor de la Universidad de California en Berkeley. / Internet
Richard Muller, profesor de la Universidad de California en Berkeley. / Internet

Más de una vez el físico Richard Muller, de la Universidad de California en Berkeley, tildó de exageradas las ponencias de Al Gore, excandidato presidencial de EE.UU. que ha recorrido el mundo responsabilizando a la humanidad del calentamiento global.

Pero esta semana, los últimos hallazgos del Proyecto Tierra de Berkeley, el centro de estudios sobre el clima que Muller dirige, lo convencieron de que estaba equivocado.

El último estudio divulgado por el proyecto, que se concentra en investigar las afirmaciones de otros científicos sobre el calentamiento global y su vínculo con las acciones humanas, confirma la veracidad de las conclusiones a las que habían llegado muchos centros de investigación: en los últimos 250 años la temperatura promedio en tierra (los registros son diferentes sobre el mar), aumentó 1,5 grados centígrados.

“No esperábamos esto, pero soy científico y la evidencia me ha hecho cambiar de opinión (...) pueden considerarme un escéptico converso”, dijo en una carta abierta publicada en el periódico The New York Times.

Luego de este estudio, el profesor de física asegura que la contribución del hombre, como las emisiones de CO2 y otros gases de efecto invernadero, es responsable del calentamiento de la Tierra.

De esta manera Muller contradice sus argumentos de los últimos años, con los que sostenía que los problemas en estudios previos acerca del clima ponían en duda las teorías sobre el calentamiento global expuestas. Cuando le dio inicio al Proyecto Tierra de Berkeley, el profesor aseguró que algunos científicos no eran transparentes con los datos de sus investigaciones.

“Mi esperanza es que este estudio sirva para convencer a los sanamente escépticos y a los que expresaron sus legítimas dudas. A los negacionistas no los vamos a convencer nunca porque no les interesa la ciencia”, concluyó Muller.

En junio de este año el Banco Mundial calculó que, para 2050, las consecuencias del cambio climático le significarán a América Latina y al Caribe costos anuales mínimos de US$100.000 millones.

Temas relacionados
últimas noticias