Uribe sin Whatsapp

No fue suficiente que el empresario Jhonatan Guberek dijera en Blu Radio que él era el autor del mensaje cuya captura de pantalla distribuyó por Twitter, y luego borró, el expresidente Uribe, después del atentado en el centro Andino, para detener la cadena de burlas y críticas porque el mensaje estaba en fondo verde, lo que en Whatsapp indica que fue un mensaje enviado y no uno recibido.

Picho y Pucho

Por eso el equipo de comunicaciones del Centro Democrático ha seguido tratando de darle coherencia a la historia. En carta de protesta a este diario, justifican el fondo verde en que Uribe hace meses no usa Whatsapp y fue en realidad un pantallazo por mensaje de texto lo que él recibió. Sobre la decisión de borrarlo cuando comenzaron las burlas, lo explican en que el empresario -que al día siguiente dio la cara en Blu- pidió no publicar su nombre por temor a represalias del Gobierno.

Vientos de agosto

Se aproxima agosto y es usual que en las Fuerzas Militares y de Policía se empiecen a crispar los nervios ante los eventuales cambios de cúpula que, por costumbre, se realizan en esta época del año. En la Policía Nacional los cambios apuntan a la salida del actual subdirector, el mayor general Ricardo Restrepo, quien ya cumplió cuatro años en ese grado. Su reemplazo sería el actual inspector, el mayor general Carlos Ramiro Mena. También saldría de la institución el mayor general Ómar Rubiano, actual director administrativo y financiero.

Reacomodamiento

La salida de estos dos generales, sumada a la renuncia hace unas semanas de la mayor general Mireya Cordón, genera una nueva designación en las distintas direcciones. El mayor general José Vicente Segura pasaría a la Inspección General, el mayor general Óscar Atehortúa dejaría la Dirección de Sanidad y sería designado en la Dirección Administrativa y Financiera, y el mayor general José Ángel Mendoza saldría de la Dirección Antinarcóticos y pasaría a ser el director operativo de la Dirección de Seguridad Ciudadana.

En cuerpo ajeno, la opción

En esta época preelectoral todos los partidos empiezan a padecer de gazaperas internas. Prueba de ello es la que vive por estos días Opción Ciudadana. A la salida del senador Antonio Correa Jiménez y el supuesto aval que se le entregaría a Fernando, el hijo de Kiko Gómez, se le adiciona una nueva manzana de la discordia. Se trata del presunto aval que se le entregaría a uno de los hermanos del cuestionado exgobernador de Córdoba Alejandro Lyons, quien deberá responder ante la justicia por, al menos, 20 delitos.

La soledad de Montealegre

De regreso por estos días al país y luego de su viaje a Alemania, se ha visto de nuevo al exfiscal Eduardo Montealegre. El exfuncionario ha estado en reconocidos restaurantes y cafés del norte de Bogotá. Lo curioso del asunto es que pocos se acercan a saludarlo o a compartir con él. De hecho, se ha notado que es Montealegre quien llega a las mesas de otros comensales a entablar conversación. Caso similar sucede con el exvicefiscal Jorge Fernando Perdomo, quien luego de sus frustradas aspiraciones a fiscal y a procurador se ha refugiado en algunas clases que le brindó la Universidad Externado de Colombia por estos días en vacaciones. “Hola soledad...”, como dice la canción.

Sin fórmula vicepresidencial

Para que un candidato presidencial pudiera inscribir su aspiración con el apoyo de firmas recogidas por un grupo significativo de ciudadanos -y no por un partido-, era obligatorio hacerlo anunciando quién sería su fórmula vicepresidencial. Pero dicho requisito ya quedó en el pasado. Así lo estableció una decisión emitida por las autoridades electorales a raíz de una solicitud que envió la exministra Clara López, quien participará de las elecciones presidenciales de 2018. El registrador nacional, Juan Carlos Galindo, aclaró que el diseño del formulario de recolección de firmas para la postulación del candidato ya no exigirá incluir su compañero de fórmula a la Vicepresidencia, argumentando que dejaría en condiciones de inferioridad a los aspirantes presidenciales inscritos por firmas. Lo anterior, dado que quienes se postulan avalados por un partido pueden definir el candidato a la Vicepresidencia en la fecha de inscripción del candidato a la jefatura del Estado. Con esta determinación, la exministra avanza hacia la recolección de firmas para postular su nombre, bajo el colectivo ciudadano Todos somos Colombia.