Reseña y características del Peugeot 2008

Noticias destacadas de Autos

Reseña, características y sensaciones del SUV de la casa francesa, en el que resaltan sus dimensiones, su diseño y sus nuevos accesorios y herramientas tecnológicas.

La creciente demanda de vehículos SUV en el mundo motivó a la mayoría de las marcas de automóviles (si no a todas) a fabricar productos de este segmento en dimensiones y con equipamientos que constituyen, como si se tratase de categorías boxísticas, más y más subdivisiones.

Más de Autos: ¿El consumo de un carro depende de su cilindrada?

Ocuparon el espacio que en algún momento existió entre crossovers compactos y medianos, con productos que se pasean entre aquellas dimensiones. Aparecieron, por ejemplo, compactos que superan y aparentan mayores dimensiones que los demás de su categoría, inclinándose hacia el medio, justo como lo demuestra la nueva Peugeot 2008 GT-Line, la más reciente referencia con la que tuvo contacto el equipo de “Al volante de…”

Lea también: ¿Cuál es la diferencia entre SOAT y seguro todo riesgo?

Un pequeño gigante

Trillado o no, es imposible que la primera sensación que entrega este vehículo no sea visual. No se puede ignorar, pues se trata de uno de los autos más llamativos que se han presentado en Colombia durante este atípico año.

Más de Al Volante de...: Reseña y características del Volvo XC40 T4

La nueva 2008 es uno de esos carros que en las carreteras todos miran. En su exterior, las luces led delanteras están compuestas por tres líneas que simulan las garras de un león (sí, el del logo de la casa francesa), acompañado por una alargada línea vertical que representa los colmillos.

Más de Autos: ¿Cómo aumentar la vida útil de las llantas?

La combinación entre líneas de la carrocería en los costados, el doble escape, el techo que difiere del color del resto del carro (bitono) y otra interminable lista de detalles estéticos, demuestran que Peugeot, dentro de la ruleta de prioridades al momento de fabricar, puso un gran número de sus fichas sobre la casilla del diseño.

El pequeño gigante de la marca del león bien puede ser el hermano menor del 3008 y del 5008, pero en ningún momento aparenta ser un producto pretencioso o “aspiracional”; es, según la impresión que dejó a este medio, un auto con personalidad, que disfruta llamar la atención.

Y no teme llamar la atención, pues en su interior se encuentra un inusual panel de instrumentos holográfico (i-Cockpit 3D), la opción de cambiar el color de las delgadas luces del “salpicadero” y las puertas (que ambientan el habitáculo) y verdes y vigorosas costuras en unos asientos delanteros que expresan deportividad. Estos son solo algunos detalles a grandes rasgos, pero hay más que apoyan esa premisa.

El rugir del 2008

Al volante del SUV de menor tamaño que ofrece Peugeot, resaltan detalles como el dinamismo que puede ofrecer un carro de estas dimensiones. Son 4,3 metros de longitud, 1,9 m de ancho y 1,5 m de alto. Las sensaciones de inestabilidad al tomar curvas a velocidades moderadas son casi inexistentes y la respuesta al pedal derecho es adecuada para un león cuyo hábitat es la ciudad.

El rugido de este pequeño gigante se produce cuando entra en funcionamiento un motor turbo de 1,2 litros, que entrega 155 caballos de poder y 240 Nm de torque. Datos a tener en cuenta incluyen que es necesario usar gasolina extra, debido a las cualidades del propulsor, y que su transmisión es automática de ocho velocidades.

A la altura de Bogotá y en condiciones de ciudad (tráfico, pausas, desniveles en los caminos, etc.) el 2008 anunció un consumo promedio de entre 34 y 35 kilómetros por galón. Vale la pena mencionar que ese dato depende de una larga lista de factores, entre los que se encuentran la altura y los hábitos de conducción.

Peugeot presentó una de las líneas más llamativas del año, cuyo rival más cercano es el Mazda CX.30. En Colombia, la línea 2008 tiene un precio base de $84’990.000. $105’990.000, para la versión GT-Line, sobre la que se escribió esta reseña.

Comparte en redes: