Abren el Centro Cultural García Márquez

Han pasado dos años desde que este diario visitó el colegio de Zipaquirá donde estudió por cuatro años el escritor Gabriel García Márquez.

A la inauguración asistieron los amigos del nobel. /Gobernación

En ese entonces, la petición que hacían los estudiantes del antiguo Liceo Nacional de Varones y algunos amigos del nobel de Literatura era que se convirtiera en una casa museo, en el que se mostrara su vida de estudiante y sus pinitos en la literatura.

Esta semana la Gobernación de Cundinamarca finalmente abrió las puertas del nuevo Centro Cultural Gabriel García Márquez.

Los visitantes podrán encontrar una casa colonial que guarda los recuerdos de la etapa juvenil de Gabo: sus amigos, sus amores, sus profesores, sus primeros escritos. Además, según cuenta Marco Tulio Sánchez, alcalde de Zipaquirá, “esta casa seguirá funcionando como lugar de trabajo de las Escuelas de Formación Artística y Cultural, valor agregado que encontrará todo turista local y extranjero que la visite”.

Si bien desde hace algún tiempo el lugar se había convertido en un centro cultural, tanto los habitantes como los funcionarios querían que llevara el nombre de García Márquez, como homenaje. Además, aunque no estuviera en ruinas, necesitaba algunas mejoras en su estructura y una intervención para activarlo como atractivo turístico.

Este último punto es muy importante para el municipio, pues el centro cultural, dijo Sánchez, ahora será tan importante como las minas de sal y contará con guías profesionales, material publicitario y vigilancia para todo aquel que quiera visitarlo.