Abren tres investigaciones tras muerte de mujer trans en Bogotá, por posible negligencia médica

Noticias destacadas de Bogotá

Alejandra Monocuco murió el pasado 29 de mayo después de que, al parecer, no fuera atendida por el personal médicos.

Después de casi un mes de la muerte de Alejandra Monocuco, al parecer, por no recibir oportuna atención médica cuando solicitó el servicio, la Secretaría de Salud anunció la apertura de tres investigaciones para aclarar lo sucedido. La comunidad trans pide justicia.

Según un comunicado del Distrito, la primera es una investigación disciplinaria, para esclarecer si el personal médico involucrado tiene alguna responsabilidad en las presuntas fallas en la atención de Alejandra. La segunda será por un posible incumplimiento del contrato de los trabajadores que recibieron la llamada a la línea 123, a través de la cual solicitaron la atención médica para Alejandra.

Finalmente, según la administración, desde el pasado 4 de junio la Subdirección Inspección, Vigilancia y Control de Servicios realizó una visita a la Subred Integrada de Servicios de Salud Norte E.S.E y determinó que abriría una investigación administrativa, por las presuntas fallas en la prestación servicios. Esta indagación se encuentra en la etapa preliminar.

>>>Lea: “Reconocemos el error”: Distrito pide disculpas por muerte de mujer trans

La entidad también anunció que implementaron capacitaciones al personal de salud y los demás funcionarios vinculados en la prestación del servicio, para mejorar la atención médica. Hasta el momento, alrededor de 1.000 funcionarios se han certificado en el curso en línea “Atención diferencial en salud, a personas de los sectores LGBTI”.

Cabe recordar que la denuncia de la presunta negligencia y las fallas en el servicio para Alejandra, la realizó la Red Comunitaria Trans, a través de sus redes sociales. En su momento, la Secretaría de Salud aseguró que se hizo el respectivo diagnóstico, pero no fue posible llevar a la paciente a un hospital, porque una de las mujeres que se encontraba en el lugar firmó un desistimiento de traslado.

No obstante, las personas que acompañaban a Alejandra en el momento de los hechos aseguraron que nunca se había firmado tal desistimiento de traslado. El pasado 9 de junio el secretario de Salud, Alejandro Gómez, reconoció que se había cometido un error: “Las condiciones que rodearon la muerte de Alejandra, la mujer trans en días pasados, están siendo objeto de investigación por la secretaría de Salud. Mientras estas investigaciones avanzan, reconocemos públicamente el error que conllevó a hablar de un desistimiento escrito que nunca existió y pedimos excusas por el dolor y confusiones que esto haya podido generar dentro de su familia y amigos”.

Por los hechos la Red Comunitaria Trans realizará una marcha el próximo viernes 3 de julio, pues aseguran que hay miles de mujeres como Alejandra, que sufren de discriminación.

Comparte en redes: