Distrito no sabe qué hacer con $8.000 millones

El dinero proviene del recaudo de comedores comunitarios y no tienen destino de inversión.

La Veeduría Distrital pidió suspender el proceso para definir aportes voluntarios en comedores comunitarios, pues según el organismo, "falta claridad sobre los mecanismos que se tendrán en cuenta para devolver los recursos que fueron recaudados como cuotas de corresponsabilidad -aportes de 300 pesos que los usuarios realizaban para acceder al servicio alimentario en los comedores comunitarios.

Según la Secretaría de Integración Social, ese proceso culminará este 29 de agosto cuando los 83 mil usuarios de los 300 comedores comunitarios realicen una votación para decidir en qué se deberán invertir los 8.000 mil millones de pesos que se recaudaron con el pago de 300 pesos por persona para acceder a la alimentación ofrecida por el Distrito.

La Veedora Distrital, María Consuelo del Río Mantilla, le solicitó a la Secretaria de Integración Social, Mercedes del Carmen Ríos, suspender el proceso hasta tanto no se haga claridad sobre quiénes deben participar y en qué condiciones se realizará.

La solicitud se hace en momentos en los que la Secretaría anunció que, en convenio con la Registraduría Distrital del Estado Civil, abrirá un proceso para que la comunidad vote para definir el destino de los recursos y cumplir así con lo establecido en la resolución 1052 y en el decreto 389 de 2009, que establece eliminar los aportes voluntarios, cuotas de corresponsabilidad o de participación en el desarrollo de los proyectos de inversión social en la Política Pública de Seguridad Alimentaria y Nutricional.

Para la titular del ente control, no resulta claro si en la definición del destino de los recursos participarán únicamente los aportantes o si intervendrán todos los usuarios de los comedores.

"Es fundamental depurar el censo de quienes tienen la legitimidad para disponer y decidir sobre los recursos, aclarando los criterios de intervención, en el entendido de que se trata de recursos privados", afirmó la veedora, María Consuelo del Río Mantilla.

La comunicación añade que si bien a la Secretaría de Integración Social le corresponde facilitar el proceso, es necesario, además, determinar la viabilidad de asignar recursos públicos a un proceso que involucra fondos privados.

Así mismo, pidió aclarar si la capacidad para decidir tendrá en consideración o no, el monto de los recursos aportados por cada usuario o aportante.

"Continuar con el proceso sin haber precisado estos aspectos podría generar innecesarios conflictos en las comunidades y no contribuiría al fortalecimiento de los procesos participativos que están contemplados en el Plan de Desarrollo", advirtió la Veedora Distrital.