La mitad de carros de Bogotá no han realizado revisión técnico-mecánica

Este año se han sancionado a 12.473 conductores por infringir esta norma.

Los resultados responden a los operativos en calle para la revisión técnico-mecánica que diariamente realiza la Secretaría Distrital de Movilidad con la Policía Metropolitana de Tránsito.

En enero, la Policía impuso 3.904 comparendos y en febrero 4.480, cifras que obligaron el desarrollo de una nueva estrategia preventiva que se puso en marcha de manera paralela a los operativos de control. Los resultados han sido positivos para la ciudad, pues en marzo los comparendos sólo llegaron a 3.030, mientras que en abril el número que se reporta es de 1.052.

Según la Policía Metropolitana de Tránsito, los conductores de vehículos particulares son los que más infringen la norma, teniendo en cuenta que los reportes hablan de 5.532 casos y le siguen los motociclistas con 2.882. El tercer lugar de infractores lo ocupa el transporte de  carga con 2.322 comparendos y el cuarto puesto lo tienen los buses de servicio colectivo con 1.041 infracciones. 

Por otro lado, en lo corrido del año el grupo ambiental de la Policía realizó 35.904 revisiones, 29.800 de estas pasaron el examen y 4.893 automotores fueron inmovilizados. En el marco de estos operativos se presentaron dos casos de judicialización por el delito de falsedad de documento público, pues los conductores presentaron certificados de revisión técnico-mecánica irregulares.

Se recuerda que por razones de seguridad vial y de protección al ambiente, el propietario de un vehículo de placas nacionales o extranjeras, que transite por el territorio nacional tiene la obligación de mantenerlo en óptimas condiciones mecánicas y de seguridad.

Así mismo, los vehículos de servicio público, escolar y de turismo también deben someterse anualmente a la revisión técnico-mecánica, y los de servicio diferente al servicio público cada dos años.