Sobrecostos en obras de Transmilenio superan los $61 mil millones

Personería de Bogotá cuestionó la gestión del Idu por los retrasos en carrera 10 y calle 26.

Para la Personería Distrital, los retrasos en las obras de la fase III de Transmilenio implican serios costos fiscales para la ciudad.

A parte de los $1,1 billones asignados desde 2007 para llevar a cabo la construcción; al megaproyecto se le han tenido que inyectar recursos por $61 mil millones debido a los retrasos que se han presentado en la carrera 10 y en la calle 26.

Para dar continuidad a la avenida José Celestino Mutis, entre Avenida Ciudad de Cali y Transversal 93, hubo una adición presupuestal por $35 mil millones. Así mismo, se le inyectaron cerca de $25 mil millones a los proyectos del grupo 1 de valorización.

Troncal calle 26, grupo 4

Se evidenciaron atrasos en las obras entre la AC-26 y la Av. Jiménez, originadas en la instalación de la redes de alcantarillado.

"El Idu informó que los estudios y diseños para el deprimido del Concejo se entregaron el 14 de junio de 2008; sin embargo, no precisó la fecha en que autorizó la actualización de los diseños iniciales; la actualización fue aprobada el pasado 7 de septiembre de 2009. Llama la atención el hecho de que transcurrido 3 meses, el contratista no había empezado a ejecutar las obras, hecho corroborado también por el interventor", señala el informe.

De igual forma, "se evidenció inactividad en los frentes de obra de excavación en el paso vehicular deprimido del Concejo, las obras de cimentación de la Estación de Corferias y en las calzadas de Transmilenio".

La Personería cuestiona que la actuación del IDU frente a las solicitudes de imposición de multa por parte de la firma Interventora, desde febrero de 2009, "cuando fue evidente que no se cumplía con entrega de metas físicas y había retrasos en el cronograma de obra. A 31 de diciembre de 2009 no existía una sola multa en firme".

Troncal Calle 26, Grupo 5

El Contratista no había ejecutado los empates de las redes de acueducto instaladas en el sector nororiental de la Avenida Ciudad de Cali por Calle 26, a pesar de que desde hacía tres meses estaban aprobadas y desinfectadas.

"La construcción del Patio Garaje de la calle 26 no ha sido posible porque el Idu no ha puesto a disposición los predios requeridos para su construcción. Dicha entidad no ha podido determinar un cronograma cierto y efectivo sobre la entrega de aproximadamente nueve predios indispensables para la continuidad de las obras, afectando con ello la construcción de la plazoleta del costado sur del puente peatonal de la Estación Modelia y la ampliación de los andenes del costado sur y norte sobre la Avenida Ciudad de Cali", precisa el documento distrital.

Troncal Carrera 10

La Veeduría evidenció retrasos en el cronograma de metas físicas, originadas por retrasos en la entrega de la totalidad de los predios requeridos por el proyecto del deprimido de la Calle 31, originados en el rediseño por la construcción de la redes de servicios públicos.

"La falencia en los estudios, previos a los estudios y diseños entregados por el Idu a los contratistas de los cinco grupos, ha obligado al rediseño y actualización de los mismos. Este hecho es esgrimido por los diferentes contratistas para justificar los atrasos en el cronograma de obra, las mayores cantidades de obra y los sobrecostos que necesariamente tendrá que asumir y pagar la Administración".

En el mismo sentido, el ente de control indica que "no existen Planes de Manejo de Tráfico que permitan atacar los problemas de movilidad ocasionados en las horas pico, lo cual conlleva a que se utilicen vías no aptas para soportar el paso de vehículos pesados, contribuyendo con ello aun más al deterioro de las vías locales".

En enero de 2010, la Personería de Bogotá profirió auto de apertura de investigación contra Liliana Pardo, directora del Idu, y contra el subdirector de Construcciones Aldemar Cortes.

Temas relacionados