Así fue la persecución por la carrera 30 de Bogotá