Así funcionará el nuevo programa de vivienda que impulsará la Alcaldía de Bogotá

El Programa Integral de Vivienda Efectiva (PIVE) es un programa de arriendo con opción de compra para aquellas personas que no tienen la posibilidad de acceder a un crédito hipotecario o tener un ahorro.

La población más vulnerable de Bogotá tendrá una nueva opción para cumplir el sueño de tener casa propia. En esta oportunidad, la Alcaldía lanza un nuevo programa de vivienda que consiste en tomar una casa en arriendo, y luego de tres años, adquirirla con el capital pagado como arriendo ya abonado a la totalidad de la cuenta.

Este nuevo programa, que está dirigido a hogares de bajos ingresos, víctimas del conflicto y minorías étnicas residentes en Bogotá, Funciona de la siguiente manera: el Distrito cubre la cuota inicial de la vivienda y la mayor parte de la cuota mensual del leasing habitacional durante los primeros 36 meses del esquema, como apoyo a las familias.

El Distrito informó que las familias beneficiarias deberán pagar el equivalente al arriendo mensual ($150.000 mensuales) que se complementará con el aporte hecho por la Secretaría del Hábitat, durante los primeros 3 años de la obligación. Si las familias cumplen plenamente con los pagos mensuales, este recurso se validará como ahorro del hogar y se abonará para el pago definitivo de dicha vivienda.

“En consecuencia, al cabo de los tres primeros años del contrato, la familia beneficiaria podrá adquirir la vivienda en la que reside y para ello podrá utilizar el ahorro acumulado y continuar con el leasing o solicitar un crédito hipotecario por el valor restante, sin que la cuota difiera mucho del valor que venía pagando a manera de arrendamiento”, señaló el Distrito a través de un comunicado.

Otros requisitos

Para acceder a este beneficio, las familias interesadas se deben comprometer a participar en los programas de acompañamiento social del Distrito, a través de las distintas entidades del Estado, con el propósito de mejorar su calidad de vida.

El nuevo programa está dirigido a hogares residentes en Bogotá con ingresos mensuales menores a dos salarios mínimos, víctimas del conflicto y miembros de minorías étnicas, que no sean propietarios de inmuebles y que no hayan recibido subsidios para la adquisición o mejoramientos de vivienda en el territorio nacional.

“El Gobierno Peñalosa está transformando la forma como los bogotanos de más bajos ingresos pueden acceder a una vivienda propia. Le estamos presentando a la ciudad un nuevo modelo de corresponsabilidad en el cual se suman los recursos del Distrito y los de las familias beneficiarias. La puntualidad en la realización del ahorro familiar mensual es fundamental, porque si se incumple se pierde el beneficio del Distrito”, aclaró la secretaria del Hábitat, Carolina Castillo.

Los beneficiarios serán escogidos mediante un sistema matemático de calificación que dará prioridad a los hogares más desfavorecidos. La meta del Distrito para el 2017 es asignar 1.000 viviendas de interés prioritario. Los interesados deberán agendar una cita para la inscripción en la página www.habitatbogota.gov.co o al teléfono 3581600 opción 1, y escoger uno de los lugares habilitados para la inscripción: la Oficina de Atención al Ciudadano de la Secretaría del Hábitat, alguno de los 7 Centros Locales de Atención a Víctimas (CLAV), o algún punto de las 8 Casas de la Mujer. 

 

últimas noticias

¿Positivo para tala?

Perimetral de Oriente: la gente tenía la razón