Así va la recuperación del humedal Neuta

Más de 3.000 metros cuadrados de agua se han limpiado para que especies, como el pato canadiense y las garzas, puedan retornar a este pulmón de Soacha.

La recuperación del humedal Neuta comenzó en diciembre.CAR

Con dragas y máquinas anfibias, la Corporación Autónoma Regional de Cundinamarca (CAR) ha logrado limpiar 3.000 metros cuadrados de agua y despejar 6.000 metros cuadrados del humedal Neuta, ubicado en Soacha. Estas acciones han permitido el retorno de especies, como el pato canadiense y las garzas.

Hace cinco meses la CAR, a través de su Plan Padrino de Humedales, propuso recuperar este espejo de agua amenazado por los rellenos ilegales, la invasión en sus zonas de rondas, las actividades agropecuarias, el pastoreo y los vertimientos de aguas residuales. (Lea: Soacha, un crítico panorama ambiental)

La ardua tarea comenzó el 20 de diciembre del 2016 con la operación de una pala draga de 15 metros de la CAR con la que se retiraron los juncos de la ribera del humedal, permitiendo que el agua tenga una mejor circulación.

Dos días más tarde, arribaron las máquinas de la empresa Tingua Tech para realizar la limpieza de los dos cuerpos de agua del humedal que estaban invadidos por plantas acuáticas que impdían su oxigenación, como la lengua de vaca, buchón cuchara, lentejuela y sombrilla de agua.

Para atacar el problema de basura, se llevó a cabo una jornada de limpieza de la ronda con las cuadrillas de gestión de riesgo y la Dirección de Riesgo de la Gobernación de Cundinamarca. Se retiraron 50 lonas de escombros depositados por particulares.

Aunque el trabajo grueso se ha realizado desde hace un mes, el año pasado también se adelantaron jornadas de siembra con 200 especies nativas de la Sabana de Bogotá, entre ellas abutilon, hayuelo, mortiño, holly liso y arrayán. También se implementaron sistemas de riego de agua automático para los 2.000 árboles de este lugar.

El humedal de Neuta, ubicado a 800 metros del parque principal del municipio, tiene una extensión de 30 has, incluyendo su zona de ronda, y está a 2.600 metros de altura. El Plan de Ordenamiento Territorial de Soacha la cataloga como un área de preservación ambiental, junto con el humedal Tierra Blanca. 

Temas relacionados