Aumenta satisfacción y optimismo entre los bogotanos, según Bogotá Cómo Vamos

La más reciente encuesta de percepción ciudadana evidencia una notable mejora en la mayoría de aspectos de ciudad. Incluso seguridad y movilidad, que por lo general registran cifras preocupantes, mejoraron los registros de toda la administración Peñalosa. También mejoró la imagen del alcalde y del Concejo.

La satisfacción con la ciudad pasó de 45 % en 2016 a 52 % en 2019. Pixabay.

El alcalde Enrique Peñalosa finaliza su administración con los indicadores más favorables desde que regresó al Palacio Liévano. Por lo menos en cuanto a las cifras de percepción ciudadana que cada año presenta la organización Bogotá Cómo Vamos. De acuerdo con el más reciente informe, el último año de Peñalosa fue el mejor de su cuatrienio, algo natural si se tiene en cuenta que es cuando finaliza y entrega gran parte de sus proyectos. Sin embargo, es de destacar que incluso en temas en los que por lo general recibió balances en rojo, como seguridad, movilidad, medioambiente y participación, los números quedaron en su punto más alto, pese a que en ciertos aspectos siguen siendo cifras muy bajas.

Lo principal es que tanto la satisfacción como el optimismo, según Bogotá Cómo Vamos, crecieron. Mientras el 34 % de bogotanos consideraron en 2016 que las cosas iban por buen camino, en 2019 la cifra fue de 37 %. Dicho aspecto tuvo su punto más bajo en 2017, cuando solo un 27 % contestó con optimismo. Esto significa que se pasó de un 66 % a un 63 %, la porción de ciudadanos que cree que la ciudad va por mal camino. 

Por primera vez en el cuatrienio, más de la mitad de entrevistados se mostró satisfecho con la ciudad. En 2016, el nivel de satisfacción con Bogotá era de 45 %. En 2017 fue de 49 %. En 2018, de 47 %. Esta última medición marcó un 52 % de capitalinos satisfechos, dejando en 20 % la proporción de habitantes descontentos. 

El informe también reveló que la imagen del alcalde Peñalosa llegó a su punto más alto, si bien terminó siendo una cifra alarmante para cualquier gobernante. Un 71 % tiene una imagen desfavorable del alcalde, cifra que en su peor momento fue de 84 % (2017). En 2016 marcó un 78 % y en 2018 un 76 %. Así las cosas, solo un 29 % de ciudadanos terminó con una buena imagen del mandatario. Esto se explica con otros puntos del documento, como el bajo porcentaje de personas que confían en esta alcaldía (16 %) o la proporción de los que consideran que hizo una buena gestión (19 %).

¿De dónde proviene el apoyo al alcalde? La medición indica que el grupo poblacional que tiene mejor imagen del alcalde es el de mujeres (32 %), de más de 55 años (37 %) y de estrato alto (54 %). Usaquén y Suba, las dos localidades en el norte de la ciudad, y Bosa, Tunjuelito y Ciudad Bolívar, las del suroccidente, terminaron con las cifras más altas en cuanto a optimismo. En las primeras se pasó de 41 % a 49 %. En las segundas, terminó en 34 %, que si bien es una cifra baja vale aclarar que en 2016 la percepción era de 24 %.

En cuanto a los aspectos de ciudad, cada uno registra las mejores cifras de estos cuatro años. Lo primero es la situación económica. En este aspecto se pasó de 30, en 2016, a 36, en 2019, el porcentaje de habitantes que que considera que su situación económica mejoró. También, la cifra de ciudadanos que se considera pobres pasó de 18 % (2016) a 14 % (2019). 

El balance del sector educación es uno de los más favorables, con una alta satisfacción con la enseñanza que se imparte tanto en centros educativos públicos como en privados. Respecto a colegios privados, la cifra de complacencia quedó en 85 %. En 2016 fue de 77 %; en 2017, de 74 %, y en 2018 quedó en 75 %. En cuanto a colegios privados, la cifra evolucionó de 57 % en 2016 y 2017, a 60 % en 2018 y al final un porcentaje de satisfacción de 66. 

El nivel de satisfacción con el servicio de salud también mejoró. En 2019, por primera vez, el indicador logró pasar la mitad de la medición y se ubicó en 54 %. En los tres años anteriores la cifra fue de 44 %, 45 % y 40 %, respectivamente. Sin embargo, hay un 29 % de ciudadanos que considera que es imperioso mejorar la calidad de los servicios ofrecidos en los hospitales y centros de salud públicos. De igual forma, un 23 % cree que la próxima administración debe reducir los tiempos de espera para la atención en salud.

En seguridad, un sector con una percepción muy baja, la administración logró dejar la cifra de personas que se sienten seguras en 27 %. La cifra nunca subió del 20 %, e incluso tuvo un pico negativo de 15 % en 2018. Hasta en las calles de los barrios se alcanzó una percepción de seguridad que por primera vez en el cuatrienio alcanzó el 50 %, y por primera vez se redujo el porcentaje de ciudadanos que fue víctima de un delito. Los tres primeros años este indicador fue de 32 %, mientras en 2019 se ubicó en 27 %. En este apartado, las preocupaciones de los ciudadanos siguen siendo las mismas: atracos callejeros (60 %), uso de drogas (41 %) y asaltos a viviendas (21 %).

Otro sector siempre complejo como el de movilidad mejoró sus cifras, aunque, como es el caso de seguridad, permanecen números muy bajos para una capital. Se destaca la disminución de ciudadanos que percibieron que sus trayectos duraron más tiempo, cifra que terminó en 55 %. Antes de eso, el indicador siempre estuvo por encima del 60 %: 62 % en 2016, 65 % en 2017 y 61 % en 2018. 

La satisfacción con los medios de transporte, a excepción del SITP y la bicicleta, también aumentó: Transmilenio mejoró su imagen un 5 % (de 18 % en 2016 a 23 % en 2019); el vehículo particular se disparó en imagen positiva, pasando de 65 % a 83 %, y las motos pasaron de 84 % a 90%. Llama la atención el contraste entre la satisfacción con el servicio de taxis, que pasó de 46 % a 64 %, y el transporte mediante plataformas digitales, que cayó de un idílico 90 % al 84 %. 

Otros aspectos también mejoraron. En medioambiente, se redujeron todos los índices de insatisfacción en cuanto a niveles de ruido, basuras en las calles, niveles de contaminación y calidad del agua y del aire. El único apartado que aumentó su preocupación fue el de la cantidad de árboles en la ciudad. Tanto en cultura como en deporte aumentaron los indicadores, lo mismo que en participación en diferentes organizaciones e instancias, la vida en los barrios, el espacio público y el acceso y la satisfacción con vivienda y servicios públicos. 

Ómar Oróstegui, director del programa Bogotá Cómo Vamos, destacó que la seguridad sigue siendo el aspecto que más preocupa a los bogotanos. “Cuando se les pregunta cuáles deben ser las próximas acciones de la siguiente administración, los bogotanos dicen que lo primero es mejorar las relaciones con el Gobierno Nacional para combatir la delincuencia, incrementar los recursos para el tema de desarrollo tecnológico para combatir los delitos y, por último, estamos viendo que ya no es una prioridad para los bogotanos incrementar el pie de fuerza”. 

Al respecto, desde el Distrito consideran que lo más importante es resaltar los avances que se lograron. El alcalde Peñalosa señaló que “estos resultados son muy importantes y se unen a otros trabajos como que este año alcanzaremos la tasa de 11 homicidios por cada 100 mil habitantes, algo histórico en la ciudad y en el país ya que la tendencia en otras ciudades está en aumento”.

En sintonía, el secretario de Seguridad, Jairo García, afirmó que “los resultados son positivos porque se reduce la victimización y mejora la percepción en los barrios en la ciudad y aquí hay un mensaje importante en términos de mejoramiento general: 9 de los 10 delitos van hacia la reducción”.

Por último, el secretario General, Raúl Buitrago, destacó los otros aspectos en los que se mejoraron las cifras. “Hay resultados muy positivos en temas claves para nosotros como son educación y salud, además de temas específicos como servicio al ciudadano, sabemos que hay temas por mejorar, pero la ciudadanía está reconociendo las mejoras que se están dando”.

891685

2019-11-18T16:00:25-05:00

article

2019-11-18T16:04:30-05:00

felipealttamar_82

none

Redacción Bogotá - [email protected]

Bogotá

Aumenta satisfacción y optimismo entre los bogotanos, según Bogotá Cómo Vamos

81

8207

8288