Cancelan contrato a constructor de Terminal del Norte por incumplimiento

Más de dos años de retraso completan las obras de la Terminal del Norte, ubicada en la Autopista Norte con Calle 193.

Así lucía en septiembre pasado el terreno donde se proyecta la Terminal del Norte. / Andrés Torres

Debido a un presunto incumplimiento, la Terminal de Transporte de Bogotá decidió dar por terminado el contrato de construcción de la Terminal del Norte, considerando que la constructora Estructuras Especiales S.A. agotó los tiempos estimados.

De acuerdo con José Orlando Rodríguez, gerente de la Terminal de Transportes, el próximo 21 de enero se realizará una audiencia en la que el contratista tendrá que justificar los retrasos, tras apelar la decisión.

“Luego de esa audiencia, la Administración Distrital se tomará unos tres o cinco días para dar una respuesta definitiva. En caso de que deje en firme la cancelación del contrato, se abrirá un nuevo proceso de licitación que tardaría unos dos meses, más los cuatro que se demoraría el nuevo contratista en terminar la obra”, sostuvo Rodríguez en diálogo con Caracol Radio.

En diciembre pasado, la Terminal informó que tras casi dos años de construcción, las obras de ejecución tienen aproximadamente un 54% de retraso. No obstante, se presume que para concluir la obra hace falta la pavimentación de algunas áreas y elementos logísticos, pero la obra, con un nuevo contratista estaría lista a mediados de 2015.

La administración ha justificado los retrasos en la falta de diseños y permisos de redes de electricidad, acueducto y alcantarillado, pese a que estos estudios debieron estar listos en noviembre de 2012. Han sido tantos los tropiezos, que la Procuraduría Delegada para la Vigilancia de la Función Pública envió en su momento, un oficio al Distrito en el que le recomienda tomar cartas en el asunto. (Lea: Advertencia de la Procuraduría por Terminal del Norte)

A la advertencia de la Procuraduría se suman los cuestionamientos del concejal Antonio Sanguino, quien dice que le parece “inconcebible” que después de casi dos años la obra tenga tan poco avance y que podría haber un posible detrimento patrimonial, porque el contrato de interventoría ya fue adicionado en $115 millones.

También señala que “la actual gerencia de José Orlando Rodríguez pareciera carecer de autoridad, ya que después de un año de posesionado aún no ha resuelto los problemas de diseños que se entregaron irregularmente al momento de adjudicar la obra. Esperamos que la Terminal no esté sufriendo una enfermedad terminal”.