Comedores comunitarios de un líder del Partido Verde

Dos operadores que administran seis comedores de la Secretaría de Integración Social fueron creados por la familia de González Merchán.

Carlos Ramón González. /Archivo

La Corporación Sor Teresa de Calcuta es un operador que administra tres comedores comunitarios en Bogotá. En agosto de 2013 llegó una factura de esa Corporación a la Dirección Territorial de la Secretaría de Integración Social (SDIS): el número telefónico que aparecía en el papel era el mismo que utilizaba el Partido Verde en su sede de campaña. De hecho, si usted intenta comunicarse con la Corporación Sor Teresa de Calcuta escuchará el mensaje de una operadora que dice “bienvenidos al Partido Verde”.

El episodio dejó de ser una simple coincidencia cuando los funcionarios de la Secretaría de Integración encontraron que Carlos Ramón González Merchán (entonces representante legal del Partido Verde) aparecía como miembro del Consejo Directivo de la Corporación Sor Teresa de Calcuta en los registros de la Cámara de Comercio de Bogotá. En 2011, como lo pudo constatar El Espectador, Merchán también aparecía como miembro del Consejo Directivo de la Corporación Asis de Colombia, un operador que actualmente administra tres comedores comunitarios. En 2012, Carlos Ramón González fue miembro del Consejo Directivo de la Corporación Sor Teresa de Calcuta con Luz Marina González Merchán.

Hoy, la Corporación Sor Teresa de Calcuta administra el comedor comunitario La Estrada (ubicado en Engativá) y los comedores Inglés y Bochica Sur (ambos asentados en Rafael Uribe Uribe). De acuerdo con un reporte entregado por la Secretaría de Integración Social en febrero de este año, entre los tres comedores atienden, en promedio, a 700 personas. De otro lado, la Corporación Asis de Colombia cuenta con tres comedores: Antioquia y Puente Colorado (ubicados en San Cristóbal) y Garcés Navas, de Engativá. Los 990 cupos que le fueron asignados a esta Corporación fueron distribuidos de la siguiente manera: Antioquia (340); Puente Colorado (350) y Garcés Navas (300).

En los registros de la Cámara de Comercio de agosto de 2013 aparece Rosa Elisabeth González Merchán (hermana de Carlos Ramón González Merchán) como integrante del Consejo Directivo de la Corporación Asis de Colombia. No es la única familiar de González que, según fuentes de la Secretaría, tuvo participación en la licitación de comedores comunitarios: como integrante de la “Corporación para el Desarrollo Social y humano ser” aparece Zulay Patricia Ortiz Merchán (sobrina de González). El objetivo de este operador, según el registro de la Cámara de Comercio, consistía “brindar servicios de alojamiento, alimentación, asesoría en salud, ubicación geográfica a los desplazados, reincorporados y en general a todas las personas víctimas del conflicto armado”.

Carlos Ramón González Merchán fue representante legal y director ejecutivo del Partido Verde desde 2002 hasta 2013. Es considerado el artífice de la alianza entre esta colectividad y el movimiento político Progresistas. Hoy es miembro directivo del Partido: “Soy parte integrante de esas corporaciones desde hace varios años, desde que estaba Lucho Garzón. Los contratos se adjudicaron luego de que se presentaran propuestas abiertas y transparentes. El gobierno de Samuel Moreno mantuvo los operadores porque la calidad del servicio ha sido muy buena. Petro ha sacado a la mayoría de los operadores, pero ha mantenido a los que son de buena calidad. No existe ninguna interferencia política de mi parte”.

González Merchán asegura que fueron varias las ocasiones en donde la colectividad verde cuestionó su participación en las corporaciones que fueron contratadas por el Distrito: “Desde hace tiempo se valoraba ese asunto. Miramos si había alguna inhabilidad o algún tipo de incompatibilidad o ilegalidad al respecto, y no encontramos nada. Son fundaciones que se crearon con el ánimo de trabajar en escenarios de víctimas de la violencia, también con reinsertados, tú sabes que soy desmovilizado del M-19”.

Admite, también, que integrantes de su familia participaron en la constitución de las corporaciones: “Por alguna circunstancia de la vida apareció la vocación en el tema de comedores. He sido claro: si hay algún tipi de inhabilidad que suspendan los contratos. Yo ni siquiera hago parte de esas empresas activamente; hago parte de los núcleos familiares que integramos esas fundaciones. No hay ninguna ilegalidad”.

Lo cierto es que, según la Secretaría de Integración Social, tanto la Corporación Sor Teresa de Calcuta como Asis de Colombia cuentan con calificación alta: “La política de esta administración es que un operador cuente con máximo tres comedores comunitarios. Las Corporaciones son totalmente legalizadas y tienen conceptos favorables. En años anteriores había operadores hasta con 20 comedores comunitarios” señala Maria Antonia Velasco, directora territorial de la Secretaría.

Uno de los líderes del Partido Verde en la ciudad es Antonio Sanguino, concejal perteneciente a esa colectividad: “En el último comité ejecutivo acordamos que la representación legal iba a estar en nombre del senador Luis Carlos Avellaneda y del senador Rodrigo Rojas. Sin embargo, no creo que exista alguna ilegalidad si algunas de las empresas de González son operadoras de comedores.

Tendrían que demostrar que alguien hizo ‘lobby’ por él. No tenía conocimiento de este caso. Mi relación con él es solamente política”:

Para Carlos Ramón González Merchán tampoco es coincidencia que el número telefónico de la Corporación Sor Teresa de Calcuta sea el mismo del Partido Verde: “Siempre han funcionado juntos. Y siempre han girado alrededor de los espacios en donde nos hemos movido. La casa en donde antes funcionaba el Partido Verde era mía, y pasamos las corporaciones para allá”.