Concejo inicia proceso para declarar nuevo Parque Ecológico en Bogotá

La iniciativa del concejal Diego García Bejarano, pretende declarar el ‘Cerro seco’, ubicado en el suroccidente de la ciudad, como Parque Ecológico Distrital.

 Este miércoles, en el Concejo de Bogotá se radicó el Proyecto de acuerdo 023 de 2015, con el que se pretende declarar como Parque Ecológico Distrital de montaña “Cerro Seco”, ubicada en la localidad de Ciudad Bolívar, con el fin de defender, controlar y preservar el patrimonio ecológico de la capital del país.

Según el cabildante ambientalista del Partido Alianza Verde, la importancia de este sistema natural de Bogotá en el que escasea la vegetación y que es considerado como una ‘zona desértica’ en la planicie, es la función ecológica por la recarga de aguas subterráneas, además de ser una estación de paso para las aves migratorias asociadas a este tipo de terreno.

‘‘Corresponden a terrenos con baja pluviosidad, áridos o semiáridos predominantes en la Costa Caribe, Santander, Villa de Leyva, México, Lima, o similares. Su importancia es equiparable a la de los humedales, por la conectividad ecológica asociada, a su vegetación y fauna endémica, que se encuentran en vía de extinción, por la generalizada destrucción de su hábitat’’, manifestó el concejal García.

En Bogotá, en el sector conocido como Arborizadora Alta de Ciudad Bolívar, aún persiste un terreno que ha sido reconocido por expertos en la materia, como un enclave de alta importancia ecosistémica, que cuenta con la Resolución 1197 de 2013, la cual le impone medidas preventivas, pero que aún no ha sido elevado a la categoría de área protegida.

Con la protección de esta área, el acuífero de Quiba, uno de los de mayor importancia dentro del modelo hidrológico de Bogotá, serán el primer beneficiado, puesto que sus usos serán limitados para la preservación y conservación.

‘‘En la actualidad, el área no se encuentra afectada por actividades extractivas ni urbanísticas, sin embargo tiene una amenaza de intervención, por encontrarse traslapado con el Parque Minero Industrial del Mochuelo, por intentos de invasión de construcciones ilegales y por el Plan parcial Azoteas, aunque este último fue negado por la Secretaría de Planeación en 2013’’, puntualizó el concejal que afirma, espera que se aumente la protección en las áreas de interés ecológico de Bogotá.