Obras en Bogotá

Corredor Verde y nuevos cables de Bogotá tienen asegurada la financiación de estudios

Noticias destacadas de Bogotá

El Instituto de Desarrollo Urbano (IDU) suscribió un convenio con la Agencia Francesa de Desarrollo (AFD), que se comprometió a desarrollar los estudios para tres proyectos clave en Bogotá: los cables aéreos de Ciudad Bolívar y Usaquén, y el proyecto de renovación en la carrera Séptima.

Avanza el cronograma estipulado en el proceso de participación para la construcción del Corredor Verde (CV) de la carrera Séptima, proyecto que espera renovar el borde oriental de Bogotá y que reemplazó la troncal de Transmilenio (TM) que estructuró la administración de Enrique Peñalosa. Esta semana debería finalizar la segunda fase del proceso, en la que el Distrito anunciará el diseño conceptual en el que se recopilan las visiones y opiniones de la ciudadanía, que se recogieron en octubre.

Mientras eso ocurre, el Instituto de Desarrollo Urbano (IDU) anunció la firma de un convenio de colaboración internacional con el que se asegura la financiación no solo del CV sino de otros dos proyectos que la administración de Claudia López quiere dejar en marcha al finalizar su periodo de gobierno.

El convenio que firmó el IDU con la Agencia Francesa de Desarrollo (AFD) tiene como objetivo “aunar esfuerzos entre las partes" para estructurar las bases de ambos proyectos. De acuerdo con el IDU, el convenio estipula que la AFD sea la encargada de financiar los estudios que definirán los componentes urbano y paisajístico para el CV.

> LEA: Movilidad en la Carrera Séptima: 23 años entre promesas, debates y proyectos inconclusos

De igual forma, la firma francesa llevará a cabo un análisis sobre las opciones de tecnologías de transporte para el nuevo corredor. En eso es clave resaltar que el Plan de Desarrollo aprobado por el Concejo de Bogotá, en el que se dio vía libre a la construcción del nuevo proyecto en la Séptima, quedó estipulado que las únicas posibilidades para el transporte que circulará por el CV eran tecnologías de transporte limpio, que excluye los buses a diésel.

Por otra parte, mediante el convenio se contempla que la AFD financie y contrate los estudios de factibilidad para el segundo cable aéreo de Ciudad Bolívar, que se prevé construir en el sector de Potosí. También quedó garantizada la plata para los estudios del cable que estará ubicado entre los barrios Cerro Norte y Santa Cecilia, enclavado en los cerros de la localidad de Usaquén, en una zona con una carencia considerable de transporte público.

Esa etapa de factibilidad que se aseguraron en los estudios estará compuesta por topografía, transito, diseño geométrico, redes, estructuras, electromecánico, urbanismo, análisis ambientales y sociales, entre otros. Por último, el convenio que firmaron el director del IDU, Diego Sánchez Fonseca, y el Subdirector de la AFD para Colombia, Romain Andre, contempla asistencia técnica por parte de la AFD y un intercambio de experiencias entre ambas entidades.

¿Qué viene con el Corredor Verde de la Séptima?

El CV es uno de los proyectos que más ojos tiene encima, por su importancia y porque reempazará una troncal de TM cuya licitación estaba lista para adjudicar, pero detenida por líos jurídicos. De ahí que tanto opositores como partidarios de esta administración estén vigilantes al proceso.

Según el cronograma, para mediados de diciembre, el IDU deberá finalizar el diseño conceptual con los insumos que recogió de la ciudadanía. En 2021 se dará paso hacia los diseños y estudios finales y entre 2022 y 2024 se realizaría la construcción del Corredor Verde. El objetivo del Distrito es que el proyecto se entregue entre 2024 y 2025. Si bien los costos no se conocerán hasta que no estén los diseños finales, el Distrito estima que la iniciativa demandará una inversión de $2,1 billones, que ya fueron aprobados por el Concejo.

El aporte de la agencia francesa es el segundo empujón internacional que recibe el CV. Antes del convenio, Distrito recibió asesoría de WRI y GHEL Architects, dos agencias internacionales de movilidad, diseño y arquitectura, con las que se avanzó en esbozar una propuesta para atender las necesidades que según el Distrito debe satisfacer el CV: movilidad sostenible, espacio público incluyente, mejor iluminación y seguridad de la Séptima, reverdecer el corredor y la ciudad para avanzar en la adaptación al cambio climático y exaltar el patrimonio e historia del histórico corredor.

Comparte en redes: