En lo corrido de 2014 han sellado más de 200 establecimientos por ruido

De acuerdo con las autoridades, los bares y los restaurantes son los espacios en los que más se abusa de los niveles de ruido.

Daniel Iannini / Elespectador.com

En lo corrido del año, las autoridades de Bogotá han sellado más de 200 establecimientos comerciales debido a que excedían los niveles de ruido permitidos por la Secretaría de Ambiente.

De acuerdo con cifras de la administración distrital, entre junio de 2013 y mayo de 2014 fueron atendidas 1.788 quejas por ruido, generando principalmente por establecimientos como bares y restaurantes.

En ese sentido, la Secretaría de Ambiente selló de manera preventiva 202 sitios, de los cuales ocho son bares de la zona rosa del barrio Modelia, en la localidad de Fontibón.

“Con la ayuda de las Alcaldías Locales y de las autoridades policivas seguiremos poniendo en cintura a los establecimientos que infrinjan la normatividad de ruido”, manifestó a través de un comunicado de prensa Néstor García, secretario de Ambiente.

Se estima que la localidad en la que más se presentan quejas por ruido es Kennedy, donde las autoridades han logrado identificar siete zonas ruidosas, en las que se registran niveles que oscilan entre 70 y 80 decibeles.


Las localidades que más generan ruido en Bogotá


Kennedy: siete puntos críticos en los que se registra ruido industrial y comercial generado por establecimientos abiertos al público, como bares y discotecas.

Ciudad Bolívar: seis puntos críticos por establecimientos de comercio.

Usaquén: cinco puntos críticos donde se presenta ruido por actividades comerciales y vías principales.

Santa Fe: cinco puntos críticos, en los que se genera ruido por actividades comerciales y vías principales.

Teusaquillo: cinco puntos críticos donde se registra ruido por actividades comerciales y vías principales.

San Cristóbal: cuatro puntos críticos por actividades industriales y establecimientos comerciales.

Usme: cuatro puntos críticos donde se presenta ruido por actividades comerciales y vías principales.

Engativá: cuatro puntos críticos, en los que se genera ruido por establecimientos abiertos al público.

La Candelaria: cuatro puntos críticos donde se registra ruido proveniente de establecimientos comerciales y vías.

Chapinero: tres puntos críticos por cuenta del ruido de bares, discotecas y restaurantes.

Tunjuelito: tres puntos críticos en los que se genera ruido por bares y tiendas con rockolas.

Bosa: tres puntos críticos en los que se presenta ruido por actividades comerciales y vías principales.

Suba: tres puntos críticos por actividades comerciales.

Barrios Unidos: tres puntos críticos por ruido vehicular.

Rafael Uribe Uribe: tres puntos críticos en los que se registra ruido derivado de corredores viales y establecimientos comerciales.

Fontibón: dos puntos críticos en los que se genera ruido comercial e industrial.

Los Mártires: dos puntos críticos por el ruido generado por establecimientos abiertos al público.

Antonio Nariño: dos puntos críticos a raíz del ruido generado por establecimientos abiertos al público.

Puente Aranda: un punto crítico por ruido industrial.

Temas relacionados