"Crisis de las basuras persiste en Bogotá"

Así lo aseguran en el Concejo de Bogotá, argumentando que así quedó demostrado con la renuncia de la directora de la Uaesp, Nelly Mogollón.

Alcaldía de Bogotá.

El concejal Antonio Sanguino habló de la renuncia de la directora de la Unidad Administrativa Especial de Servicios Públicos (UAESP), Nelly Mogollón. Dijo que eso demuestra que la crisis de las basuras de Bogotá persiste.

“Con el nombramiento de su remplazo van cuatro directores en 20 meses del gobierno del alcalde Petro en la entidad que tiene bajo su responsabilidad el servicio de aseo, la disposición final de los residuos y el publicitado programa de “Basura cero. Dicen que la renuncia de Mogollón se derivó de una fuerte discusión que tuvo con su jefe, el alcalde. Y no dejaría de ser un hecho anecdótico, sino fuera por la cadena de acontecimientos que rodean un asunto que se ha convertido en el principal dolor de cabeza de la administración distrital. Y del que se desprenden investigaciones disciplinarias, fiscales y penales contra el propio alcalde y los funcionarios que tomaron las desafortunadas decisiones en la materia”, puntualizó Sanguino.

El cabildante del partido Verde señaló que lo más desalentador son los resultados del nuevo modelo de aseo. “La desafortunada promesa de estatización del servicio so pretexto de defender lo público ha terminado en un enredo contractual que otorga el 52% de la operación a Aguas de Bogotá en calidad de operador estatal y el 48% a casi todos los operadores privados cuestionados por la propia administración. La calidad del servicio parece estar sufriendo un serio deterioro si observamos el voluminoso incremento de las quejas y reclamos de la ciudadanía, mientras que la tan anunciada rebaja tarifaria aún está por verse”.

Agregó que “todo indica que los recicladores no se sienten satisfechos con los programas de inclusión. Y las cifras señalan que al Relleno Sanitario Doña Juana están llegando las mismas 6.200 toneladas diarias de residuos de los últimos años. Es decir que de Basura Cero más bien cero. Lo paradójico es que el cuestionado anterior modelo le dejaba a la ciudad 25 mil millones de pesos anuales como excedentes de la bolsa de tarifas”.

Finalmente, Sanguino dijo que Nelly Mogollón se fue sin estructurar la nueva licitación del servicio que la administración está obligada legalmente a hacer.
“Su renuncia evidencia que el gobierno Distrital aún no acierta en nombrar a quienes, con la validación de las autoridades ambientales y de servicios públicos, nos saquen de esta crisis aún no resuelta”, concluyó.