Cuidado, este es el modus operandi de fleteros en Bogotá