Cultivos de flores y pastos en la sabana de Bogotá, afectados por fuertes heladas

También hay preocupación por las altas temperaturas que se presentan en horas de la tarde.

Archivo El Espectador

Una de las zonas más afectadas es el municipio de Sopó en Cundinamarca, donde hay actividad agrícola y ganadera, cultivos de fresas, duraznos y flores que han sido perjudicados en las últimas semanas por las bajas temperaturas que se presentan en horas de la madrugada.

"Estamos preocupados porque las heladas están golpeando los cultivos de rosas, por esta cosecha trabajamos todo el año porque es para la temporada de San Valentín, en la madrugada ha bajado la temperatura hasta menos tres grados", señaló una de las dueñas de los cultivos de flores, Ana Pachón en diálogo con Caracol Radio.

Por su parte, ganaderos y campesinos también tienen preocupación por los pastos que se han venido secando no solo por las heladas en las madrugadas sino también por las altas temperaturas de calor que se presentan en horas de la tarde.

"Si las vacas comen menos pasto producen menos leche y los pastizales se han ido secando por la escarcha y por el calor", pronunció Miriam Castro, campesina de la zona.

Por recomendación de las autoridades, campesinos y agricultores optan por regar sus cultivos en horas de la noche para que amanezcan hidratados y evitar que se quiebren cuando se congelan, y en el día tampoco los riegan para que el calor no evapore el agua que por la falta de lluvia es escasa.
 

Temas relacionados