Distrito derribó muro de latas que separó a Tunjuelito y Ciudad Bolívar por 20 años

La Alcaldía de Bogotá aseguró que no va a permitir la segregación en la ciudad.

Secretaría de Gobierno.

Una barrera de latas, que impedía el uso de una vía en el límite entre Isla del Sol en la localidad de Tunjuelito y Madelena en Ciudad Bolívar, fue derribada por la administración distrital en cabeza del secretario de Gobierno, Guillermo Alfonso Jaramillo, la directora del IDU, María Fernanda Rojas, y la alcaldesa Local de Tunjuelito, Sandra Rodríguez.

La muralla de aproximadamente 100 metros de largo, la cual impedía el paso peatonal y vehicular de los habitantes de Isla del Sol hacia avenidas principales como la Gaitán Cortés o La Avenida Villavicencio, fue derribado en una acción conjunta dando fin a un problema de movilidad que aquejó al sector por más de dos décadas.

“No más segregaciones, no vamos a permitir este muro de la ignominia que quiere separar a la ciudadanía. Hemos venido a decirles a los habitantes de Isla del Sol que estamos pendientes de sus necesidades”, dijo el secretario de Gobierno momentos previos al desplome del muro.

Con esta acción la vía quedó parcialmente habilitada para el tránsito vehicular, logrando así una reducción de tiempo en los desplazamientos de los vecinos de ambos barrios, al igual que una mayor rapidez y comodidad para el acceso de la ciudadanía a vías principales.

Al finalizar el derribo del muro, la alcaldesa de Tunjuelito invitó al secretario de Gobierno al humedal La Libélula desde donde se habló del cuidado de los recursos naturales y la recuperación total de este pulmón de la localidad.

Jaramillo hizo referencia a la importancia del cuidado prioritario del agua y de los recursos naturales asegurando que del buen uso de los recursos vitales depende el progreso de las futuras generaciones que habitarán Bogotá.