Evitar la deserción estudiantil: un reto a afrontar este año en Bogotá

Noticias destacadas de Bogotá

Aunque todavía no hay cifras oficiales de si aumentó la deserción estudiantil en los colegios de Bogotá, el Distrito asegura que en lo corrido de la pandemia hubo en crecimiento de más de 5.000 matrículas. Sin embargo, minimizar la brecha digital es uno de los mayores retos para evitar un incremento de deserción durante 2021.

Este año, pese a que Bogotá quería comenzar el ciclo académico con alternancia, el segundo pico de la pandemia lo impidió y, nuevamente, los niños iniciaron sus clases de forma remota este lunes 25 de enero. Aunque el Distrito asegura que no sabe aún a ciencia cierta si aumentó o disminuyó la deserción escolar durante la pandemia, si reveló que evidenciaron un crecimiento en las matriculas a comparación de años anteriores.

Como se venía alertando desde el inicio de la pandemia, la deserción escolar es un riesgo latente durante la emergencia sanitaria, debido a que, por los estragos económicos ocasionados por la pandemia, muchos niños han tenido que abandonar, por lo menos temporalmente, sus estudios.

A eso se le suma la brecha digital. Como ahora las instituciones han desarrollado por medios tecnológicos sus planes de estudio, se ha convertido en una necesidad tener un computador o una tablet (con conectividad) para cumplir con las clases; sin embargo, hoy son miles de niños los que no tienen estos recursos, lo que les imposibilita la oportunidad de estudiar.

Aunque el ciclo académico de 2020 ya culminó, la Secretaría de Educación todavía no sabe si aumentó o disminuyó la deserción durante el primer año de la pandemia en Bogotá. “A la fecha no es posible suministrar este dato dado que este es un indicador cuya medición se realiza con una periodicidad anual, pues los niños a lo largo del año pueden trasladarse entre entidades territoriales, sectores (privado/público) o instituciones educativas, y por eso su medición es anual y la realiza el Ministerio de Educación Nacional”, dijeron a El Espectador los subsecretarios de educación Carlos Reverón y Mauricio Castillo.

>>>Lea: 833 colegios de Bogotá, habilitados para iniciar reapertura gradual

Sin embargo, lo que sí evidenció la entidad es que hubo un crecimiento en las matrículas de 5.441 estudiantes. Para el 20 de marzo del año pasado, se habían matriculado 789.157 niños en los colegios oficiales de la capital; sin embargo, para el 30 de septiembre de ese mismo año eran 794.598 estudiantes.

De acuerdo con los subsecretarios, los datos son positivos, pues se trata del número de matrículas más alto registrado en los últimos cuatro años. Actualmente, pese a que el año escolar ya inició, el proceso de matriculación todavía no se ha cerrado, por lo que el Distrito todavía no sabe cuántos niños vayan a estudiar este año en los colegios oficiales. Sin embargo, por las cifras registradas durante el 2020, esperan que sean alrededor de 800.000.

Este año, para precisamente evitar la deserción, la Secretaría de Educación tiene como objetivo brindar recursos tecnológicos y conectividad a los niños que no tienen acceso a estas herramientas. De acuerdo con los datos recopilados por la entidad, 4 de cada 10 niños no tienen acceso a dispositivos ni internet.

La primera estrategia que estamos llevando a cabo es la entrega de 105.686 tabletas con conexión a internet para apoyar el aprendizaje remoto de los estudiantes que no cuentan en la actualidad con herramientas tecnológicas para desarrollar su proceso educativo en el hogar”, explicaron los subsecretarios.

Le puede interesar: Las reglas del juego para el regreso a clases en Bogotá

La entidad inició el proceso de entrega este lunes 25 de enero e irá hasta el 31 de mayo. “Los dispositivos se entregarán a estudiantes de secundaria y media que pertenezcan a zonas rurales o a las 100 instituciones educativas distritales que tienen mayor índice de pobreza, según estudios de la Universidad Nacional de Colombia”, indicaron los funcionarios.

Sin embargo, para Julián de Zubiría, director del Instituto Merani, hay que hacer mayores esfuerzos por garantizar la conectividad a los niños y jóvenes que no la tienen y no solo se refiere a los estudiantes de Bogotá sino también a los de todo el país.

“En marzo de 2020 el 66% de los estudiantes de los colegios públicos no tenían conectividad. En enero de 2021 me temo que la cifra es muy parecida porque la conectividad en Colombia está avanzando a paso de tortuga. A esos jóvenes se les está violando el derecho a la educación, porque no tienen las condiciones para recibir educación presencial, virtual o en alternancia”, explicó.

No obstante, el director valora el esfuerzo que está realizando la Secretaría de Educación al entregar los más de 100 mil aparatos tecnológicos. “Es una tarea compleja, pero debe hacerla para garantizarles el derecho a la educación. Si lo alcanza (espero que así sea), sería la primera ciudad del país en lograrlo”, expresó.

>>>LEA: Estudio señala que el riesgo de deserción se podría triplicar en Bogotá

¿El riesgo de deserción podría aumentar este 2021?

De acuerdo con una encuesta realizada a 753 hogares por ProBogotá y la Escuela de Gobierno de la Universidad de los Andes, el 52 % de los estudiantes de colegios distritales y el 49% de estratos 1 y 2 reportaron dificultades para acceder a internet en sus casas. En el caso del sector privado, los estudiantes que reportan inconvenientes no superan el 30%.

Además, según el análisis, el 70% en estratos 1 y 2 aseguraron tener un computador o una tableta, mientras que en los 5 y 6, el 100% reportó tener acceso a alguno de estos equipos, mientras que, con respecto a la exclusividad de su uso, en niños de colegios oficiales es del 38% y en los privados del 78%.

El estudio también alerta sobre un aumento en la deserción para este año. “Durante 2021, el riesgo de deserción se podría triplicar, llegando a valores del 7,6% por el miedo a que los estudiantes se contagien o contagien a sus familias de COVID-19 (36,8%), imposibilidad para realizar las actividades escolares por limitaciones de conectividad (20,7%), y no estar aprendiendo lo suficiente (12,2%)”, indicó el análisis.

De acuerdo con el estudio, el Distrito debe buscar la transformación de los modelos educativos y así mismo, comenzar a cerrar la brecha digital que puede potencializar un aumento preocupante en la deserción durante este año.

Comparte en redes: