Gobierno pone mucho 'perendengue' al gasto del Distrito: Secretaría de Salud

El secretario de Salud, Guillermo Alfonso Jaramillo, dijo que piden una cantidad de papeles y solicitudes que hacen que todo se vuelva un “complique”.

El Espectador

El secretario de Salud de Bogotá, Guillermo Alfonso Jaramillo, se pronunció por las condiciones y requisitos de las que habla el Ministerio de Salud para que la Administración Distrital pueda usar los 757 mil millones de pesos depositados en la cuenta maestra del Régimen Subsidiado.

Luego de que el Ministerio de Salud señalara que la Secretaría de Salud no necesita ningún tipo de autorización para disponer de los millonarios recursos sino solamente cumplir con la Ley, Jaramillo, en diálogo con Elespectador.com, dijo que el Gobierno pone “muchos perendengues” para poder hacer uso del dinero que es de Bogotá.

Puntualizó en que el Distrito ha cumplido con todos los pasos que le han sido solicitados, pero que “tanto papeleo” frena las obligaciones de la administración para poder sanar las finanzas de los hospitales distritales, que desde hace tiempo atraviesan una grave crisis por cuenta de las deudas que tienen las EPS.

“Somos los más adelantados en todo el proceso de saneamiento fiscal y financiero. Fuimos los primeros en entrar en ese programa y además hemos cumplido con los diferentes requisitos. Nosotros entramos en noviembre pasado porque lo solicitamos exclusivamente”, dijo enfáticamente el secretario de Salud.

Piden una cantidad de papeles y solicitudes que hacen que todo se vuelva un complique. Ahora volvieron a solicitar nuevas cosas. Nosotros lo que queremos es que se movilice esta gestión”, agregó Jaramillo.

Explicó que por tramitología, la Secretaría de Salud no ha podido comprar cartera porque el Gobierno no lo ha reglamentado, no ha podido condonar deuda porque hay que tramitarla por Ley y que tampoco ha podido hacer ningún tipo de inversión porque el Ministerio de Salud debe aceptar el plan bienal.

“No podemos gastar un solo peso en pagar deudas de hospitales hasta que el Ministerio de Hacienda no autorice con el consentimiento del Ministerio de Salud. Mejor dicho una cantidad de perendengues para disponer de plata que es del Distrito. Necesitamos agilidad, la demora es del Gobierno. Las necesidades nuestras no son las del Ministerio”, dijo el funcionario.

En este sentido, enumeró algunas de las obligaciones que tiene la Secretaría de Salud, y que por "trabas" del Gobierno no se han podido efectuar.

“Tengo que remodelar el CAMI de Diana Turbay y me dijeron que no me aprobaban. Tengo que remodelar el hospital de Pablo VI porque quedó pequeño y no puedo que porque eso no está en el plan bienal. Tengo que terminar la obra del hospital Meissen que quedó inconclusa y me dicen que hasta que no lo acepte el Ministerio de Hacienda y no esté ratificado el programa de saneamiento fiscal y financiero no se puede hacer. No puedo hacer nada y son recursos propios, ¿por qué tengo que tener autorización del Ministerio de Salud? Así no se puede trabajar”, subrayó.

Finalmente, le solicitó al Gobierno entender que la Secretaría de Salud de Bogotá tiene prioridades.

Twitter: @PaulaCastilloL