Nueva realidad ya se vive en los parques temáticos de Bogotá: ¿Cómo cambiaron sus estrategias?

Noticias destacadas de Bogotá

Hace dos meses volvieron a entrar en funcionamiento los parques de diversiones Salitre Mágico y Mundo Aventura y desde el 11 de julio se reabrieron las puertas de Maloka, el museo de ciencias. Sin embargo, para llegar a este punto, los parques temáticos más conocidos de la capital tuvieron que afinar sus estrategias y cambiar sus planes para cumplir con los protocolos de prevención.

De a poco Bogotá y el resto del país se adaptan a lo que se conoce como la “nueva realidad”, que no es otra cosa que la vida en medio de la emergencia sanitaria producida por el coronavirus. La situación que se vivió en el mundo sobre todo durante el primer semestre de este año impactó todos los niveles de la cotidianidad, por lo que apenas se empiezan a ver las transformaciones que trajo este nuevo orden que tendrán las ciudades a partir de 2021 cuando inicie el periodo de pospandemia.

La diversión, la cultura y el entretenimiento fueron algunos de los sectores más afectados, pues en principio no hacían parte de las prioridades de reactivación. No obstante, muchos ciudadanos solicitaron su pronta reapertura, debido a que podían mitigar en parte el golpe emocional que supuso el largo periodo de confinamiento en la capital. Hoy, no solo los parques de los barrios reciben de nuevo a deportistas y transeúntes con su mascotas, sino que también los parques temáticos operan bajo los compromisos que adquirieron al momento de reabrir sus puertas.

Uno de los ejemplos notables es el de Maloka, el museo de ciencias capitalino que abrió sus puertas a mediados de julio. Para hacerlo, el parque más querido por los niños implementó recorridos para que los visitantes eligieran qué tipo de experiencia querían disfrutar.

Los recorridos de Maloka se dividen en tres. El primero es “Reto Sobrevivientes”, que incluye las exposiciones Cambio climático, La ciencia del amor y del perdón, Evolución y el laboratorio Bio, con el taller de huellas de extinción. El segundo, “Reto Superconectados”, incluye las salas Evolución, Alta tensión, Materia y Energía y el Laboratorio Alta, con el taller de carro robot. El último recorrido es “Reto Curiosos”, en el que están las exposiciones Guácala (La Ciencia del Asco), la salas Evolución, Vida 360° y el Laboratorio Pequeños inventores.

Cada uno de los recorridos tiene una duración de una hora y para cumplir las normas de prevención hay un mediador que guía a un grupo de máximo 10 personas para cumplir con el distanciamiento entre los visitantes. Además, para el ingreso a cada recorrido es necesario que los interesados se inscriban a través de la página web de Maloka.

Igual de complejo fue el cambio que tuvieron que hacer los parques de diversiones de la capital. En este apartado se destacan Mundo Aventura y Salitre Mágico, que son los más reconocidos. En el caso de Mundo Aventura, parque ubicado en el suroccidente de la capital, fue necesaria la implementación de varias estrategias para hacer parte del proceso de reactivación económica.

En esa lista de actividades lo primero fue diseñar e implementar los protocolos de bioseguridad para el ingreso al parque y a las diferentes atracciones. También fue necesaria la instalación de mesas de trabajo con los gobiernos Nacional y Distrital para implementar el plan piloto de reapertura. Luego vino la consecución y consolidación de alianzas y estrategias para cumplir con objetivos en términos de visitantes, percepción de estándares de seguridad y generación de ingresos para asegurar el capital de trabajo.

En cuanto al servicio, el parque tuvo que capacitar y sensibilizar a sus empleados y hacerlos conscientes de la situación actual para el control del estado de salud. Por otro lado, se hizo una reingeniería de los canales de digitales para atender a los clientes y se diseñó e implementó una aplicación móvil para el control de acceso a las atracciones, compra y consumo de los productos y servicios del parque. Por último el parque ajustó la oferta de productos y servicios con el fin de generar valores agregados en los pasaportes y alimentos y bebidas.

Gracias a eso, hace dos meses Mundo Aventura y Salitre Mágico reabrieron sus puertas. Hoy cuentan con promociones de apertura los viernes, de 11: 00 a.m a 6:00 p.m, e hicieron mejoras en los pasaportes para el acceso a más atracciones y en general el disfrute de todos los espacios del parque. Salitre Mágico, por su parte, abre sus puertas de miércoles a domingo de 11:00 a.m. a 7:00 p.m.

El Instituto Distrital de Recreación y Deporte (IDRD), como entidad encargada de la reactivación de los parques en la ciudad, también vela por el cumplimiento de las normas y se asegura de que cada uno brinde información clara y oportuna sobre el estado de salud. En cuanto a los usuarios, les pide acatar la demarcación que se encuentra en el piso, sobre todo en las filas de acceso a las atracciones, y cumplir con medidas como el lavado de manos, el uso obligatorio de tapabocas y el distanciamiento de mínimo dos metros.

Además de los parques temáticos, los parques de los barrios y los parques metropolitanos, en Bogotá está habilitado el parque regional La Florida, el ascenso al sendero de Monserrate y la Ciclovía dominical.

Comparte en redes: