La propuesta de la Veeduría Distrital para ejercer control social en la Universidad Distrital

Noticias destacadas de Bogotá

La entidad afirmó que la próxima semana abrirá una convocatoria dirigida a la comunidad educativa que tenga interés en conformar una veeduría ciudadana para realizar control social a la gestión académica, administrativa y presupuestal de la universidad. El objetivo es otorgar más legitimidad a las decisiones que se tomen en la institución.

La Veeduría Distrital anunció que conformará una veeduría ciudadana en la Universidad Distrital para que sea la misma comunidad educativa (estudiantes, egresados y padres de familia, docentes y personal administrativo) la que haga control social sobre temas estructurales de la institución y se retome la normalidad académica que está suspendida desde octubre de 2019.

En ese sentido, el veedor distrital, Guillermo Rivera, dijo que la próxima semana se abrirá una convocatoria dirigida a la comunidad educativa para todos aquellos que tengan interés en realizar un ejercicio de control social a la gestión académica, administrativa y presupuestal de la institución, que le dé más legitimidad a las decisiones que se toman.

 El acompañamiento por pare de la Veeduría Distrital responde a la necesidad de los mismos estudiantes de incidir en los temas de la universidad y fortalecer la participación estudiantil. Sin embargo, la entidad aclaró que puede promover nada que no esté en el ordenamiento jurídico, pues su competencia de control social debe darse en este marco.

Por tanto, su participación será más bien de acompañamiento, pedagogía y promoción de mesas de diálogo sobre los temas álgidos y urgentes de la institución, para que la comunidad estudiantil represente su rol de la forma más clara y precisa posible.

“La Ruta de Control Social” inicia con la convocatoria. Posteriormente, con los interesados en hacer parte de esta veeduría ciudadana se definirá cuáles son los temas académicos, administrativos y presupuestales que se priorizarán, así como el cronograma de cada uno de los compromisos que se fijen en espacios de participación ciudadana. “En la medida en que se vayan presentando otros temas o componentes, se podrán hacer modificaciones a los existentes para respetar la autonomía de este órgano”, indicó Rivera.

Si bien, lo que motivó esta iniciativa es la crítica situación en la que se encuentra la universidad, la idea es que, cuando se retome la normalidad académica, el control social se siga desarrollando dentro de la institución, pues lo ideal es que de este proceso resulte la conformación de veedurías formales y permanentes.

Sobre el control preventivo, la Veeduría Distrital afirmó que ha puesto la lupa a través de su equipo de delegadas de Participación; Contratación; Quejas y Reclamos; y Eficiencia Administrativa y Presupuestal, sobre eventuales riesgos más allá de los recientemente mencionados, que pueden atentar contra la transparencia universitaria.

“La Veeduría Distrital espera que, con prontitud, se solucione el paro que tiene afectada a la Universidad Distrital y que tiene retrasado el cronograma académico afectando a más de 25 mil estudiantes. Asimismo, que este proceso conduzca a una universidad que recupere su calidad, propósito y transparencia”, concluyó el veedor.

*     *    *
Si quiere conocer más sobre lo que pasa en Bogotá, lo invitamos a seguir nuestra página en Facebook

Comparte en redes: