Se entregaría en diciembre

Las promesas del Colegio de la Bici

La integración de dos megaproyectos ha creado incertidumbre sobre cuál será su función. Distrito dice que será un centro de formación tecnológico, que además integrará la mecánica como opción de aprendizaje a los estudiantes del centro educativo.

El Colegio de la Bici se realizará en un predio de 14.698 m², junto a la ronda del río Tunjuelo, en el barrio La Paz, de Bosa. Render del proyecto.

Las secretarías de Educación y Movilidad tienen dos megaproyectos en marcha en Bosa. Uno es el colegio Argelia II, que hace parte de los treinta nuevos que prometió el alcalde Enrique Peñalosa. El otro es el Centro de la Bici, que se anunció en 2017, como una universidad de la bicicleta, donde se daría formación en mecánica. Sin embargo, ambos proyectos se adjudicaron como uno solo, lo que ha generado dudas entre quienes serían sus principales beneficiarios.

La razón de los inconformismos radica, en principio, en que las obras aparentemente no tendrían relación entre sí. Por ejemplo, Bici Red Colombia, una red de colectivos de ciclistas urbanos de la ciudad que le ha hecho seguimiento a esta obra, ha advertido que en esencia se hará un colegio con énfasis técnico y no un centro de formación, como lo prometió Peñalosa cuando hizo el anuncio.

La molestia de algunos líderes de colectivos es que, en su imaginario, estaba que la construcción era un proyecto más enfocado en la bicicleta, tomando en cuenta las declaraciones del alcalde Peñalosa cuando anunció la obra.

“El letrero del proyecto muestra que claramente se trata de la construcción de un colegio normal, pero la Secretaría de Movilidad siempre lo mostró como un proyecto de ellos y ahora parece que se trata de una meta de la Secretaría de Educación. Además, cuando empezaron a difundir este centro, el mismo alcalde nos decía que iba a ser una ‘Universidad de la Bici’, pero pasaron tres años y no vimos que se moviera una piedra”, comenta María Angélica Montoya, líder de la red.

Al respecto, el Distrito aclaró que se tratará de un proyecto articulado, en el que no solo estarán involucrados las secretarías de Educación y Movilidad, sino otras dependencias como las secretarías de la Mujer, Gobierno y Desarrollo Económico y el Instituto de Recreación y Deporte, entre otras.

En esencia, el nuevo Colegio de la Bici es una obra que se realizará en un predio de 14.698 m², junto a la ronda del río Tunjuelo, en el barrio La Paz, en la localidad de Bosa. Además de tener una amplia zona verde, se construirán ocho bloques de máximo tres pisos. Allí, en el primer módulo estarán aulas de primaria y secundaria, así como laboratorios y talleres. En el segundo se tendrá un auditorio, un centro de idiomas, una emisora y aulas de informática.

Finalmente, en el último bloque se construirán aulas TIC y el centro mecánico de la bici, en el que, de acuerdo con la Secretaría de Educación, se tendrá una alianza con el SENA para ofrecer un programa técnico orientado a la bicicleta y una oferta enfocada en la actividad física y el entrenamiento deportivo.

El contrato para este proyecto se adjudicó en diciembre del año pasado y tuvo un costo de $26.531 millones. Con estos recursos se debe construir tanto el Colegio como el Centro de la Bici. Ambos tendrían que estar listos a finales de este año, para que el próximo ambas fases se pongan en marcha.

“Estamos haciendo un centro formidable, con asistencia internacional. En Bogotá hay cada vez más ciclistas. Hoy tenemos casi un millón de personas movilizándose en bicicletas, cada vez más complejas, que demandan mecánicos más sofisticados, que sepan de mecánica especializada. Esto termina siendo una gran posibilidad para generar empleo y empresas”, dijo Peñalosa el año pasado.

Aunque el concejal Jorge Torres (Alianza Verde, bancada de la bicicleta) cree que los tiempos no le van a alcanzar a la Alcaldía para entregar el proyecto antes de que acabe su administración, aplaude la iniciativa y afirma que, además de ser un nuevo colegio, el Centro de la Bici será una pieza más para cumplir ese anhelo que tiene el Distrito de convertir a la ciudad en referente mundial en el uso de este vehículo.

“Qué bueno que hubiera empezado mucho antes y que el centro estuviera en funcionamiento. Pero pasó como con muchas obras de esta administración: durante tres años se dedicaron a planear y apenas se van a empezar los trabajos. Falta muchísimo, pero si nos proponemos proyectos así, podremos tener más elementos para ser la capital de la bici. Hay centros en el país, pero no hay un proyecto igual , en el que los jóvenes desarrollen capacidades y competencias en mecánica, y la bicicleta se convierta en un nicho de productividad”.

Algo similar opina la concejal María Fernanda Rojas (Alianza Verde), para quien la idea es buena, pero la ejecución no lo ha sido tanto, pues el Centro de la Bici “se inauguró hace un año, en la Plaza de los Artesanos, donde hay instructores dando capacitaciones. Hay mucha gente allá, pero la verdad es que el centro hasta ahora está en construcción”.

Si bien el proyecto está articulado como una propuesta de educación básica y media, este espacio también estará abierto al público en varias fases. La primera, con la oferta de cursos cortos, hasta de cuarenta horas en mecánica, para las bicicletas de gama baja, media y alta. La segunda, al brindar acompañamiento para emprendimiento y planes de negocio, como el que ya se está dando en la Plaza de los Artesanos, donde opera temporalmente el Centro de la Bici. Finalmente, con la inclusión del programa técnico, dentro de la formación del colegio, permitiendo que los menores puedan obtener doble titulación al graduarse.

Por ahora, de acuerdo con la Secretaría de Educación, las obras avanzan en un 16 %. Aunque este centro ya no será como se dijo en un principio: una universidad que girara alrededor de temas relacionados con la bicicleta, es claro que pondrá al servicio de la comunidad un centro que se articulará con las actividades académicas del colegio.

“El propósito será integrar aspectos fundamentales para la formación de los estudiantes, como lecciones aprendidas, y lograr que el colegio sea un potenciador de la oferta del Distrito orientada a la bicicleta. Además, será un punto de referencia y de encuentro comunitario para el desarrollo de colectivos y proyectos orientados a la bicicleta”, señaló la Secretaría de Educación.

Por ahora, habrá que esperar a que el proyecto se inaugure en las fechas esperadas y que en ese momento no solo se conozcan las especificaciones de cómo funcionará el primer Centro de la Bici en Latinoamérica, sino cómo articular su trabajo con el río Tunjuelo, que está a pocos metros de la construcción.

 
Johnatan Bejarano.
Planos del Colegio Argelia II y el Centro de la Bici

 

862313

2019-05-23T22:00:28-05:00

article

2019-05-23T22:15:01-05:00

[email protected]

none

Redacción Bogotá - [email protected]

Bogotá

Las promesas del Colegio de la Bici

35

7152

7187