Este jueves empieza retorno de indígenas emberá a Chocó

Un primer grupo de 400 indígenas de la comunidad emberá chamí y katío, que encontraron refugio en la capital tras ser desplazados, regresará al resguardo Alto Andágueda. El próximo 25 de diciembre otros 200 indígenas comenzarían el retorno a sus territorios.

Quienes permanecían en el parque Tercer Milenio serán llevados a un albergue. / Alcaldía

Días después de que se denunció la precaria situación en la que permanecían alrededor de 100 indígenas en el parque Tercer Milenio —quienes hacen parte de la comunidad emberá y que, al parecer, fueron forzados a salir del barrio San Bernardo por bandas dedicadas al microtráfico—, el Gobierno Nacional y el Distrito anunciaron que mañana comenzará el retorno de otros 400, quienes serán trasladados a sus resguardos en el departamento de Chocó.

Se trata de indígenas pertenecientes a la comunidad emberá chamí y katío, que encontraron refugio en la capital tras ser desplazados por grupos armados y que ahora regresarán al resguardo Alto Andágueda, ubicado en el municipio de Bagadó. Se espera que el próximo 25 de diciembre otro grupo de 200 indígenas comience el retorno a sus territorios.

Frente a quienes permanecían en el Tercer Milenio, que dormían en la calle y no tenían alimentos, la administración sostuvo que serán trasladados a un albergue temporal mientras se acuerda con sus líderes las fechas de retorno.

El Distrito argumentó que la decisión de enviar a las comunidades en dos grupos fue concertada entre líderes indígenas y funcionarios de la Unidad para las Víctimas y de la Alcaldía de Bogotá. Previamente, se efectuaron valoraciones médicas buscando garantizar que quienes emprendan el viaje se encuentren en condiciones aptas. “El proceso se da en condiciones de voluntad, dignidad y seguridad. Para llegar a este punto se requirió un trabajo de seis meses”, manifestó Ramón Rodríguez, director de la Unidad para las Víctimas del Gobierno Nacional.

Sumado a su transporte, el proceso incluye la entrega de 550 kits comunitarios, compuestos por herramientas para trabajar la tierra, entre ellos, palas, machetes, martillos, puntillas y alambre de púas. Adicionalmente, se efectuaron reuniones con los gobiernos mayores del Alto Andágueda para concertar qué tipo de semillas cultivar en el resguardo.

Por su parte, Gustavo Quintero, alto consejero para las Víctimas, del Distrito, sostuvo que los kits buscan propiciar procesos colaborativos y comunales para generar desarrollo, y la semilla les permitirá cultivar sus alimentos. “Con las herramientas seguimos buscando que las comunidades continúen fortaleciendo procesos participativos y generando sostenibilidad del retorno”, indicó.

Aunque no se sabe el número exacto de indígenas emberá que hay en Bogotá, el Distrito ha caracterizado a 627 de ellos. Se estima también que hay 169 núcleos familiares emberá chamí y katío, para un total de 738 habitando en pagadiarios. “El 71 %, correspondiente a 524 emberás, son provenientes de Risaralda y el 26 % de Chocó. De igual forma, el 80 % manifestó haber sido víctima de algún hecho relacionado con el conflicto armado interno”.

En septiembre pasado, más de 500 indígenas de las etnias emberá chamí y katío retornaron a sus resguardos en los municipios de Pueblo Rico y Mistrató, en Risaralda.

 

829930

2018-12-18T22:09:44-05:00

article

2018-12-18T23:22:57-05:00

[email protected]

none

Redacción Bogotá - [email protected]

Bogotá

Este jueves empieza retorno de indígenas emberá a Chocó

58

3118

3176