En marzo se hará licitación de alimentadores de Soacha

Fernando Sanclemente, gerente de Transmilenio, dijo que en mayo llegarían los buses.

TransMilenio

Este martes el gerente de Transmilenio, Fernando Sanclemente, confirmó que a finales de marzo estaría abriendo la licitación para los buses alimentadores en Soacha, que incluirá la zona de parqueo para estos buses si no hay contratiempos.

“Sobre septiembre se haría la adjudicación y en ocho meses estarán llegando los buses alimentadores”, agregó el gerente quien dijo también que el problema que ha tenido Soacha con el sistema Transmilenio “no es de buses sino de infraestructura”.

Según el estudio de demanda hecho por Transmilenio y presentado a la Alcaldía de Soacha, la Gobernación de Cundinamarca y la Agencia Nacional de Infraestructura, se requieren 156 vehículos, con capacidad para 80, 50 y 19 pasajeros, para atender la demanda de las rutas alimentadoras.

Además, esta semana el alcalde de Soacha, Juan Carlos Nemocón, pidió a Transmilenio que mientras se completan las fases II y III del sistema en 2016, aumente la flota de buses. El mandatario del municipio dijo que hay también es necesario ampliar la Estación San Mateo, adecuando los vagones actuales para permitir la operación de buses biarticulados y habilitar la venta de tiquetes fuera de esta estación, de tal manera que se descongestione y mejore la atención a los usuarios.

Además, el Alcalde Municipal hizo un enfático llamado a la Mesa Técnica de Transmilenio Soacha para que la Concesión Autopista Bogotá Girardot cumpla el plazo establecido y construya pronto el puente peatonal de San Mateo, teniendo en cuenta que su entrega está prevista para finales de junio de 2014.

Precisamente el jueves pasado el personero Henry Sossa cuestionó que “la estación de San Mateo, que fue habilitada como portal, no tiene un puente peatonal y la población está cruzando por la calle. La construcción de ese puente le corresponde a la concesión de la doble calzada Bogotá-Girardot. Supuestamente iban a empezar la obra en agosto del año pasado, luego dijeron que en diciembre, y hasta ahora nadie responde por esa construcción.

Además, Transmilenio esperaba que se transportaran entre 25.000 y 30.000 pasajeros al día. Hoy en día está transportando entre 70.000 y 80.000, lo que ha generado hacinamiento e inseguridad”.

La Agencia Nacional de Infraestructura ha dicho que “existe un proceso de disminución de ingresos del concesionario por no construir los puentes peatonales del corredor, entre los que se encuentra el de San Mateo”. La multa a la concesión de la Autopista Bogotá-Girardot asciende a $4.065 millones.

Temas relacionados