Más cobro para 'ricos' ocultos entre pobres

El Distrito propone un nuevo esquema para el pago del impuesto predial con tarifas entre el 6 y el 16 por mil. Óscar Borrero, experto inmobiliario, dice que se afectaría a la clase media baja en delante.

El Distrito busca que los propietarios de predios ubicados en estratos bajos que no son pobres paguen más por su impuesto predial. / Archivo

Todo el que tenga una vivienda cuyo valor catastral sea superior a $83 millones tendría que pagar más impuestos. Este sería el escenario en caso de ser aprobado el proyecto de modernización tributaria del Distrito que se discutirá en el Concejo de la ciudad. La idea de la administración es comenzar un proceso de construcción de equidad en el que cada quien pague de acuerdo con su real capacidad, pues en los estratos 1, 2 y 3 hay propietarios de predios que no son pobres y pueden pagar más por tributos como el predial.

Según datos del Distrito y la Universidad Nacional, sólo el 52% de los hogares de estrato 1 es pobre. Y en el estrato 2 la cifra de pobres llega al 30% de hogares, mientras que en el 3 sólo un 7% lo son, lo que quiere decir que los demás no son pobres, recalca el secretario de Hacienda, Ricardo Bonilla.

Por esta razón, la administración propone tarifas progresivas en todos aquellos predios que superen el avalúo catastral de 135 salarios mínimos, es decir, $83’160.000. A partir de ese valor, la tarifa del predial irá desde el 6 por mil hasta el 16 por mil y el tope del avalúo catastral será de $229’885.000. De esta manera, los de menor valor pagarán menos y los de mayor valor pagarán más, sin tener en cuenta el estrato.

Bonilla dice que el remezón que plantea la reforma “se va a sentir mucho más en los predios de estratos 1, 2 y 3, que es donde hay más inmuebles ocultos bajo su condición de estrato bajo”, dice Bonilla. Por ejemplo, en el estrato 1 hay 51% de predios que tienen avalúo catastral superior a $230 millones. Hoy esos predios están pagando 1’380.000 por su predial con una tarifa del 6 por 1.000 y si se aprueba la estructura tarifaria progresiva, pasaría a 3’600.000 con la tarifa del 16 por 1.000.

Hasta ahí la medida suena como una buena estrategia para que cada quien pague lo que debe ser. “Es cierto que los estratos 2 y 3 tienen viviendas costosas que hoy están muy protegidas. En Ciudad Jardín Sur o Santa Isabel tenemos a los grandes ricos de Corabastos con casas de más de $500 millones”, dice Óscar Borrero, uno de los expertos que mejor conocen el tema inmobiliario en el país y ha hecho estudios para la Procuraduría al respecto. Sin embargo, advierte que el esquema de tarifas que propone el Distrito entre el 6 por mil y 16 por mil es absurdo.

Borrero explica que determinar tarifa de hasta el 16 por mil puede ser aceptable en el caso de viviendas con valor catastral de mil o dos mil millones de pesos, pero resulta incomprensible en Bogotá, donde la vivienda es bastante cara. “Implementar ese esquema es desconocer cuánto vale la propiedad en la ciudad. Hoy una vivienda de 100 metros cuadrados, que es lo que consiguen familias en estrato medio para vivir con dos hijos, ya tiene un valor catastral de $300 millones. De manera que va a ser afectada desde la clase media baja hacia arriba”, resalta Óscar Borrero.

La modernización, además, implicaría que la capital colombiana será la que más va a cobrar por valor catastral, pues hoy ese puesto lo tiene Medellín, con tarifas del 11 por mil y 12 por mil. “Eso sería grave”, enfatiza el experto inmobiliario. Otro de sus argumentos es que hoy la mayoría de las viviendas de estratos 4, 5 y 6 están en el tope de $229 millones o más y pagan el 9,5 por mil por la tarifa de su impuesto predial, pero con la propuesta del Distrito, prácticamente se les duplicará ese valor.

 

[email protected]

@VeronicaTellez

 

Temas relacionados