"Mezcla de alcohol con éxtasis causó muerte de Andrea Cabrera": Medicina Legal

El instituto forense indicó que los resultados de la necropsia quedarán en manos de la Fiscalía para determinar si hubo manos criminales en muerte de la joven.

Archivo particular

El Instituto de Medicina Legal reveló en la mañana de este viernes cómo murió Andrea Cabrera Martínez, hija del general (r) del Ejército Fabricio Cabrera, en hechos ocurridos el pasado fin de semana en el norte de Bogotá.

De acuerdo con Carlos Valdés, director de la entidad forense, el cuerpo de la víctima, de 25 años, presentó una intoxicación por la mezcla de metanfetaminas y alcohol. (LEA: Familia de Andrea Cabrera será representada por el abogado Jaime Granados)

“El resultado de la necropsia de los estudios de toxicología demuestran que la muerte ocurre por una intoxicación exógena con éxtasis (metanfetaminas) y alcohol (de un nivel moderado), en muy bajas concentraciones. La asociación de estas dos sustancias produce alteraciones hidroelectrolíticas que conducen a alteraciones cardiovasculares y respiratorias”, aseguró Valdés, quien agregó que la Fiscalía deberá determinar si estas sustancias le fueron proporcionadas por manos criminales.

"Se pudo descartar que esta joven hubiese sido intoxicada con cualquier otra sustancia; no se evidenció violencia sexual ni trauma físico. Es una intoxicación", añadió. 

Valdés descartó además que la víctima "pudiera estar consumiendo cualquier tipo de sustancia alucinógena. No consumía sustancias alucinógenas (...) La sustancia utilizada (éxtasis) es estimulante del sistema nervioso central que tiene unos efectos muy dañinos cuando se mezcla con alcohol. La vía en este caso fue oral". 

La investigación de las autoridades se remontan al sábado 3 de febrero, cuando la joven departía en una discoteca de la localidad de Chapinero en compañía de tres mujeres y cuatro hombres, todos conocidos entre ellos. LEA: Muerte natural, la hipótesis de la policía tras el deceso de María Andrea Cabrera Martínez

Tras salir del establecimiento, los jóvenes se dirigieron a un apartamento ubicado en Usaquén, en donde vive una de las mujeres que estaba con Andrea. Según la Policía, en este lugar permanecía Andrea Cabrera, en compañía de otras dos mujeres. Sin embargo, ella decidió irse cuando les dijo a sus acompañantes que no se sentía bien de salud.

En ese momento, habría llamado a un amigo para que la recogiera y la llevara a la Fundación Santa Fe, donde llegó sin signos vitales.

Hasta ese lugar también se trasladaron las otras dos mujeres que permanecían en el inmueble y quienes al parecer presentaban síntomas de intoxicación. Lea también: Los hechos que rodearon la muerte de la hija de un general (r) del Ejército, en Bogotá

Esta semana, el comandante de la Policía, general Hoover Penilla, descartó que la muerte de Andrea Cabrera estuviera relacionada con un intento de hurto. “Hasta el momento no hay ningún argumento de que se haya tratado de un tema delictivo o criminal en el que haya mediado la escopolamina (...) se podría tratar de una muerte natural”, señaló el alto oficial.