"No nos sigan llamando víctimas, somos sobrevivientes": Natalia Ponce de León

Este martes Natalia Ponce fue condecorada en el Concejo de Bogotá por su lucha contra los ataques con ácido.

Natalia Ponce, acompañada del presidente del Concejo Roberto Hinestrosa. /El Espectador

Elevando un llamado para que se acabe la violencia contra la mujer, este martes Natalia Ponce de León fue condecorada con la Orden Civil al Mérito en el grado Gran Cruz de Oro por el Concejo de Bogotá, debido a su lucha contra los ataques de ácido y su labor para que las víctimas sean oportunamente atendidas.

En un emotivo y breve discurso en la plenaria del cabildo, donde estuvo acompañada de otras víctimas de ataques con ácido, Natalia Ponce aseguró que pese a que en enero pasado fue sancionada la ley que endurece las penas contra quienes atacan a mujeres con agentes químicos, aún “no es suficiente”.

Les extiendo un feliz día a todas las mujeres y aprovecho para pedir que se acabe la violencia, que no sigan pasando estos hechos en Colombia ni en el mundo porque es demasiado triste (…) esta lucha no es solo mía, es de todos y a pesar de que la ley que endurece las penas fue presentada en enero pasado, no es suficiente para todos viene mucho trabajo para todos”, explicó Ponce de León.

Natalia Ponce calificó como una ‘tortura’ el dolor y el daño que sufren quienes son atacadas con agentes químicos por lo que enalteció su labor y pidió que en adelante no sean llamadas víctimas, sino ‘sobrevivientes’.

“Esta historia que nos pasó a nosotros les puede pasar a ustedes, a sus hijos e hijas (…) no quisiera que nos siguieran llamando víctimas, somos sobrevivientes, sobrevivientes de un ataque con químicos”, agregó.

Con la distinción, el cabildo destacó los aportes de Natalia Ponce –víctima de un ataque con ácido en marzo de 2014– orientados al desarrollo y mejoramiento de la calidad de vida de la comunidad. Se reconoció también su labor en el campo social, cultural, económico y de defensa de los derechos humanos. (Lea: Natalia Ponce será condecorada en Bogotá por su lucha contra los ataques con ácido)

Junto a Natalia Ponce fue condecorada también la Fundación Se Vale Soñar, en cabeza de su directora Diana González, quien visiblemente emocionada destacó la labor que emprenden para hacer cumplir los sueños de los niños que están o que han pasado por hospitales con enfermedades complejas y terminales.

“Este es un paso grande no solo para mí como mujer, sino para las mamás de mis niños porque posiblemente se abran muchas puertas para ellas y para la Fundación con esta condecoración. Seguimos emprendiendo esfuerzos para que los sueños de los niños se hagan realidad y los anhelos de las mamas siempre estén presentes”, sostuvo González.