"Nunca se han dado cifras falsas"

El comandante de la Policía Metropolitana de Bogotá sostiene que a la Policía le interesa tanto como a la Alcaldía que las estadísticas de seguridad sean transparentes.

Policía Metropolitana de BogotáTomada de http://www.bogota.gov.co/

Esta semana Bogotá conoció que, contrario a lo que la Policía había afirmado en febrero de este año, los delitos de mayor impacto en los ciudadanos (lesiones personales y hurtos a personas, de vehículos o de residencias) no se redujeron en un 17% frente a 2011 sino que aumentaron, en promedio, en 30%. El comandante de la Policía Metropolitana de Bogotá, general Édgar Sánchez, posesionado en ese cargo desde octubre de este año, le explicó a este diario por qué tremendo desfase en uno de los grupos de indicadores más importantes para medirle el pulso a la seguridad de la ciudad.

¿Cómo entender que la Policía acaba de dar unas nuevas cifras de seguridad de 2012 que muestran que no hubo reducción sino aumento en los delitos de mayor impacto?

Con absoluto respeto lo digo: a este asunto le han dado una interpretación que no es la debida. Lo que sucede es que hay dos mecanismos en Bogotá para recibir denuncias de los ciudadanos: la Policía Nacional y la Fiscalía. Esta última tiene el SPOA (Sistema Penal Oral Acusatorio), en el que, más allá de ser una base de datos, se escucha al denunciante, se registran sus datos y se toma un relato de los hechos. La Policía, por su parte, tiene un sistema de información que va alimentando en medida que recibe denuncias. Además, yo preferiría que no se hablara de cifras nuevas sino de cifras actualizadas.

¿Se complementan ambos sistemas?

Son independientes y, entre otras cosas, son técnicamente incompatibles. Nosotros no sabemos qué información recibe la Fiscalía y viceversa.

¿Dónde está entonces la razón para entender el desfase en las cifras de seguridad?

El sistema de la Fiscalía es un aplicativo en el que toca revisar denuncia por denuncia. Es un trabajo prácticamente manual para ver a qué delito corresponde cada caso, y eso implica un tiempo que no permite que las cifras (entregadas por la Policía en febrero de este año) hayan estado al día. Finalmente lo que estamos haciendo es actualizar la información para acercarnos a la realidad y evitar ese subregistro de las cifras que se presentan en todo el Estado en general.

¿La Alcaldía estaba molesta con la diferencia en los indicadores?

Esta situación no tomó por sorpresa a la administración. Nunca se han divulgado cifras falsas. Lo que se le dijo a la Alcaldía es que se trataba de una actualización de cifras. Las autoridades tienen que tener datos lo más cercano a la realidad para evaluar políticas públicas y nosotros necesitamos lo mismo para desarrollar estrategias. Hemos venido haciendo un trabajo muy coordinado.

De todas maneras el secretario Guillermo Jaramillo le solicitó que se revisaran los números de 2011 también.

Y revisarlas es una tarea a la que yo me comprometí. Es importante también aclarar que la bases de datos no las podemos manipular nosotros, es administrada por la Dirección de Investigación Judicial (Dijín) y por la Interpol. Es imposible manipularla. La revisión la estamos trabajando con la Dijín.

Fuentes de la Alcaldía nos dicen que desde 2006 había un convenio interadministrativo para tener acceso no sólo a los resultados de la Policía sino a las fuentes de información que nutrían esos resultados, y que ese convenio se incumplió entre enero de 2012 y septiembre de 2013, es decir, mientras el general Luis Eduardo Martínez era comandante de Bogotá.

Efectivamente, hace unos años se firmó un convenio que indicaba unas corresponsabilidades, las cuales han venido incumpliéndose de parte y parte. Es un convenio que lastimosamente no se ha renovado. Pero sí puedo asegurar que, periódicamente, el general Martinez entregó información al Ceacs (Centro de Estudio y Análisis en Convivencia y Seguridad Ciudadana) y a la Secretaría de Gobierno. Lo que no ha hecho la Policía Metropolitana es entregar la base de datos.

¿Cómo están las relaciones con la Secretaría de Gobierno?

Muy bien. Por ejemplo, desde que llegué a la Policía Metropolitana de Bogotá tengo un funcionario con un asiento dentro del Ceacs, para que haya contacto directo. Yo no quiero entrar en controversia con la Secretaría de Gobierno, pero lo que sí puedo asegurar es que el general Martínez fue entregando toda la información al Ceacs sobre los delitos de la ciudad. Hemos venido teniendo una muy buena relación con gobierno, ellos tienen la información, son los responsables de las políticas públicas de la ciudad. Además, esa información no es patrimonio de la Policía sino de la ciudadanía, no hay ningún interés de la Policía en no entregar la información.

¿Este tipo de desfases ocurren regularmente?

Es una situación que se viene corrigiendo desde tiempo atrás, ni siquiera desde la Policía sino desde el Ministerio de Defensa. Queremos ser transparentes con las cifras, es nuestro principal interés.

462105

2013-12-04T08:13:54-05:00

article

2013-12-04T08:16:10-05:00

none

Redacción Bogotá

Bogotá

"Nunca se han dado cifras falsas"

33

5086

5119