‘Pensé que era una propina’: taxista que cobró $360.000 a una pareja de canadienses

El conductor se defendió de los señalamientos y atribuyó los hechos a un malentendido.

Tras haber sido detenido la semana pasada, el taxista señalado de cobrar más de 360 mil pesos a unos turistas de origen canadiense en Bogotá (por una carrera del norte de la ciudad hasta el Aeropuerto El Dorado) atribuyó el hecho a un malentendido, asegurando que pensó que se trataba de una propina.

De acuerdo con Ricardo Ortiz –el conductor involucrado en el hecho– al percatarse de la gruesa suma de dinero, pensó que se trataba de una propina; sin embargo, no pudo comunicarse con los turistas para corroborar si efectivamente se trataba de una cuantiosa remuneración.

El señor no hablaba el idioma mío y yo no hablo el idioma de él. Sencillamente el taxímetro marcaba 31 mil pesos y más los recargos sumaba 37 mil”, indicó el taxista en diálogo con Blu Radio, explicando que fueron los turistas quienes le entregaron más de lo señalado.

“Yo los recogí en un hotel y cuando me dieron el dinero, los recibí y me di cuenta que era más de lo que pedía. El señor se fue y cuando regresó yo le devolví el dinero. Lo que pasa es que él pedía más dinero”, agregó.

El conductor sostuvo que en su buena fe, se quedó en el aeropuerto porque pensó que se trataba de una propina ya que no se dio cuenta que los billetes de 20 mil estaban pegados y el monto de los demás eran de 50 mil.

Están enlodando el buen nombre mío, para nada estoy de acuerdo con la versión de la Policía. Ellos están haciendo algo a la ligera haciendo quedar mal al gremio”, manifestó Ortiz, advirtiendo que decidió guardar el dinero en el baúl del vehículo por seguridad.

“Allá había dos billetes de 50 y los metí allá por motivo de los atracos y de la inseguridad que hay en Bogotá”, precisó.

 En declaraciones a la emisora Caracol Radio, el coronel Diego Rosero, comandante de la Policía Aeroportuaria, expresó que "aparte de que el conductor había solicitado dinero de más, les había quitado billetes de las manos a estos extranjeros y posteriormente, los había escondido en el baúl del carro para que no fueran descubiertos por autoridades".

Temas relacionados