Piden al Distrito regular venta de agua en bloque

Sugieren establecer limitaciones a los precios mínimos y a los destinatarios de la venta de este bien natural.

La Concejala del Partido Verde, María Clara Name Ramírez, solicitó al Gobierno Distrital y a la corporación generar una normatividad  que sea conveniente para la regulación de la venta de agua en bloque en la capital.  

Dicha regulación según explicó la dirigente política debe vincular a los intermediarios y municipios que se benefician del suministro; con la legislación vigente se permite la venta de agua en bloque entre empresas de servicios públicos habilitadas, pero la venta del productor al intermediario se rige por reglas del derecho comercial, esto impide que exista un compromiso para vincular a las empresas en las inversiones que permitan proteger y conservar las fuentes de agua que están fuera de Bogotá. 

De igual forma la cabildante aseguró que la venta de agua en bloque, debe tener una destinación específica, es decir el consumo humano, tal como está establecido en el objeto social de la Empresa de Acueducto y Alcantarillado de Bogotá. 

La concejala del Partido Verde solicitó conocer el balance de las utilidades que ha recibido la capital desde la autorización que con  la  Ley 142 de 1994 permite la venta de agua en bloque, debido a contratos celebrados que no han presentado la totalidad de la facturación. 

“Es conveniente que revisemos, cuál ha sido el impacto de la prestación del servicio en los municipios con los que tenemos convenio y quienes se han beneficiado”, anotó la concejala Name.

De igual forma la dirigente política solicitó  que de manera detallada se conozcan los precios dela venta de agua y de los contratos vigentes que tiene la Empresa de Acueducto con los municipios de Cundinamarca, a fin de conocer la cantidad de agua que compran esos municipios, y que destinación se le otorga, es decir, si es para consumo humano o uso industrial.

Finalmente, la María Clara Name señaló que es imperativo que la administración Distrital, la Gobernación de Cundinamarca y los municipios donde están lo paramos, con el apoyo del Concejo definan la conveniencia de formular “Planes Región” con el fin de hacer inversión fuera de la ciudad y fortalecer la Empresa de acueducto de Bogotá.