Remodelan Unidad de Reacción Inmediata de la localidad de Puente Aranda

Las obras permitirán dignificar la permanencia de los detenidos en este lugar que puede albergar a más de 80 personas, según el Distrito.

Cortesía Alcaldía de Bogotá

La Secretaría de Seguridad remodeló la Unidad de Reacción Inmediata (URI) de Puente Aranda, donde se albergan de forma temporal los detenidos de esa localidad y que tiene capacidad para más de 80 personas. La remodelación deja seis nuevas salas de paso que costaron $90 millones. 

Lea también: Con imagen de Esperanza Gómez delincuentes vendían droga en Bogotá

Daniel Mejía, Secretario de Seguridad, aseguró que las salas fueron "adecuadas para garantizar el cumplimiento de los derechos humanos" y permitir que quienes tengan que pasar por este sitio estén en buenas condiciones durante su reclusión temporal, a la espera de ser recibidas en cárceles del país.

Lea también: En Cundinamarca fueron capturadas 55 personas en solo una semana 

Durante las obras se reforzaron las rejas exteriores del complejo y se hizo una revisión a las baterías sanitarias y al mantenimiento de la red hidráulica y eléctrica, además de una adecuación de los espacios. Las salas contarán con teléfonos para que los reclusos puedan comunicarse con sus familiares. 

Para prevenir fugas, el Distrito instaló botones de pánico que pueden ser operados por los detenidos, que además pretenden responder a cualquier emergencia dentro de las instalaciones.

Carmen Torres, directora seccional de la Fiscalía en Bogotá, aseguró que "se observaba un deterioro en el albergue y las reformas brindarán una mejor oportunidad para quienes deben permanecer en el lugar".

Según cifras del Distrito, desde 2016 se han invertido más de $9.000 millones en equipos tecnológicos, laboratorios de balística y en nuevos vehículos (motos, automóviles, camionetas, furgones y buses). Para este año, la Alcaldía proyecta invertir $2 mil millones de pesos más en nuevos equipos para la Fiscalía de Bogotá.