Renovación urbana del Bronx, el paso a seguir

Donde antes funcionaba la olla estará la nueva sede de la Alcaldía de Los Mártires, establecimientos comerciales, vivienda y posiblemente una sede del Sena.

En los próximos cinco meses el Distrito busca abrirle paso a un proyecto de renovación urbana en el sector, que abarcará un total de 1,7 hectáreas. Cristián Garavito/ El Espectador

Con la demolición de cuatro predios, entre ellos uno utilizado como ‘casa de pique’ –donde se ejecutaban torturas y desmembramientos– las autoridades iniciaron este miércoles el desmantelamiento del macabro sector del Bronx, en el centro de Bogotá. (Lea: Demolición de los predios del Bronx arranca este miércoles)

La zona, donde por años la delincuencia operó sin Dios ni ley –lucrándose con actividades relacionadas con el microtráfico, la criminalidad y el hurto– ahora será intervenida para llevar a cabo un ambicioso proyecto de renovación urbana que busca reactivar la vocación comercial del sector a través de un equipamiento estructural, la dotación de infraestructura de transporte y la instalación de sedes de oficinas de la Administración Distrital.

“No vamos a permitir que sigan existiendo estas repúblicas independientes del crimen en Bogotá. Este es el centro de Colombia y aquí tiene que haber orden, seguridad, empresas prósperas, turismo, una ciudad donde la gente viva bien como tiene que ser”, aseguró el alcalde Enrique Peñalosa durante el operativo de este miércoles. (Imágenes: Así comenzó la demolición del Bronx)

No obstante, la demolición de los cuatro predios –que estaban declarados como amenaza de ruina– es apenas el primer paso para cambiarle la cara al sector: aún está en veremos la adquisición de más predios, pues de los 66 lotes que conforman el Bronx, apenas nueve se encuentran en proceso de extinción y otros siete han sido identificados para efectuar el mismo trámite.

Según el Distrito, el proceso de gestión integral del proyecto, que incluye la adquisición de predios, demolición y formulación del proyecto urbanístico y que abarcará un total de 1,7 hectáreas, tendrá una duración aproximada de un año; sin embargo, todo condicionado al proceso legal de predios. Para ello, se disponen de recursos por el orden de los $35.000 millones.

El organismo encargado de tal colosal tarea será la Empresa de Renovación Urbana (ERU), que tendrá que realizar los estudios y diseños para la formulación del plan integral de recuperación del sector, propiciando los lineamientos urbanísticos y normativos, así como la definición de mecanismos de gestión requeridos. Se busca también que los privados intervengan en su desarrollo.

Teniendo en cuenta que algunas edificaciones (ubicadas sobre la carrera 15 entre calles 9 y 10) están consideradas como de interés cultural –por lo que no se puede optar por la demolición– la Administración le apuesta a su recuperación integral de cara a una articulación urbanística con el sector.

Las cifras

5 toneladas de residuos y basuras fueron recogidos tras la demolición.

12.2 toneladas de material aprovechable fueron recuperados, entre ellos madera, metales ferrosos y plásticos.

2.688 personas, la mayor parte de ellas habitantes de la calle, han sido atendidas tras la intervención en los sectores del Bronx, Cinco Huecos y San Bernardo.

71 gatos y 30 perros fueron rescatados del Bronx, los cuales ingresaron al programa de adopción tras ser sometidos a procesos de vacunación, esterilización y desparasitación.