Se aplaza adjudicación de contrato para sistemas de bicicletas públicas

La Secretaría de Movilidad postergó la decisión sobre este proceso luego de varias denuncias hechas por uno de los dos proponentes.

IDU

Este viernes la Secretaría de Movilidad debía adjudicar el contrato para que Bogotá tenga su primer sistema de bicicletas públicas. Pero el proceso fue suspendido hasta el próximo 9 de enero, según el nuevo cronograma del proceso señalado por la entidad.

Se sabe que detrás de esta decisión está el hecho de que el Distrito prefirió tener más tiempo para revisar las observaciones que han hecho los dos únicos proponentes que compiten por quedarse con el negocio de las bicicletas públicas de la ciudad.

Uno de los proponentes de la convocatoria es la Unión Temporal Bicicletas Seguras para Bogotá, que hace unas semanas hizo una serie de observaciones contra su oponente, la Unión Temporal Bicibogotá, porque encontró varios aspectos que le parecieron preocupantes.

Lo primero que señaló el representante de la Unión Temporal Bicicletas Seguras es que uno de los miembros de su competencia tuvo una condena por cohecho. Se trata de Óscar Salazar, socio de la empresa CARTAGUEÑA DE ASEO TOTAL E.S.P, firma que hace parte de la Unión Temporal Bicibogotá junto a JIANGSU HOMPE TECHNOLOGY CO. LTD. La denuncia del proponente se basó precisamente en una nota publicada por El Espectador, que señaló este de Salazar.

Si bien es cierto que el empresario recibió esta condena por haber sido señalado de sobornar a funcionarios públicos de Neiva para que le adjudicaran un contrato de aseo, la historia no terminó ahí. Luego le dieron casa por cárcel, después esta decisión fue revocada y en 2004 ordenaron su captura pero en 2005 el proceso prescribió. Así que en pocas palabras Salazar no tiene antecedentes legales, aunque evidentemente llama la atención que haya protagonizado un capítulo de corrupción de este talante.

Por otra parte también vale la pena recordar que Salazar también hizo parte del recordado desorden por el cambio de modelo de aseo en Bogotá, ordenado por el alcalde Gustavo Petro. El empresario fue uno de los que le arrendó los compactadores a la administración distrital, camiones importados desde Estados Unidos y que generaron un escándalo mediático porque casi no logran entrar al país y cuando lo hicieron y se conocieron sus primeras imágenes, aparecieron averiados. (Ver un costoso desorden). Finalmente este empresario y otros dos colegas le incumplieron al Distrito con la entrega de camiones pactada y tuvieron que suspender el contrato.

Pero además de estos aspectos, lo que para muchos resulta preocupante en este caso es que una empresa dedicada a temas de aseo como CARTAGUEÑA DE ASEO TOTAL E.S.P haga parte de la Unión Temporal Bicibogotá y busque quedarse con el contrato de bicicletas públicas. Pero, al revisar los requisitos de la licitación, este diario encontró que la experiencia, de haber operado un sistema de este tipo, podrá acreditarse por los integrantes que tengan “como mínimo el 25% de participación en dicha estructura plural, y siempre que asuman el compromiso de permanecer vinculados a la sociedad contratista al menos durante los primeros 3 años de implementación del proyecto contrato, contados a partir del inicio de la etapa operativa”.

Esto quiere decir que Bicibogotá podría acreditar su experiencia con la trayectoria en sistemas de bicicletas públicas que tiene el otro miembro de la Unión Temporal: JIANGSU HOMPE TECHNOLOGY CO. LTD. Ésta tiene el 60% de participación en la Unión y según la Secretaría de Movilidad, cumple el requisito de haber puesto en funcionamiento un sistema de bicicletas públicas durante mínimo dos años en al menos una ciudad, durante los últimos 10 años.

Estas son algunas de las principales críticas en la licitación de bicicletas públicas. Habrá que esperar la decisión que toma la Secretaría de Movilidad en el proceso y ver si no se aplaza una vez más, pues el sistema sería una muy buena alternativa para Bogotá, en medio de las continuas quejas por los trancones.